Uno de los elementos básicos que se necesitan en todo PC es una caja —también llamada gabinete en América— en la que colocar todos los componentes. Vienen en distintas formas y tamaños, y por lo general cuanto más exclusivo sea su diseño, más resistentes sean y fáciles de montar los componentes, más cara será.

Podéis consultar otros artículos de componentes:

Eligiendo el tamaño de caja

Existen diversos tamaños de caja de ordenador que, aunque no todo el mundo las llama por el mismo nombre, las podríamos clasificar de la siguiente forma:

  • Torres, semitorres, y minitorres. Son los modelos clásicos, aunque la semitorre es la que se suele comprar más habitualmente ya que cuenta con gran cantidad de ranuras de expansión para discos y tienen un interior amplio para todo tipo de componentes —como por ejemplo ventiladores grandes y tarjetas de gama alta o entusiasta que suelen ser especialmente grandes—. Suelen ser compatibles tanto con los formatos de placa base ATX como Micro ATX.
  • Slim. Pocas posibilidades de expansión, suelen contar con una bahía de 5.25 pulgadas para un lector de DVDs y uno o dos huecos de 3.5 pulgadas para discos. En estos casos hay que recurrir a las capacidades gráficas integradas en el procesador del sistema. Están pensadas para incluir una placa Micro ATX o Mini ITX y poco más —podéis ver nuestro artículo de mejores placas base.
  • Sobremesa. Es la típica caja que ocupa más espacio en horizontal y bastante menos en vertical, y que en muchos centros de trabajo le ponen encima el monitor. Capacidades de expansión medias, pero personalmente nunca me han gustado. Son herencia directa de los primeros diseños de PC de IBM y Apple.
  • Cubos. Están un escalón por debajo de las minitorres, y suelen permitir el acceso frontal a una unidad de 5,25 y a otra de 3,5 pulgadas —DVD y un lector de tarjetas, por ejemplo—. Su interior es bastante compacto, con pocas expectativas de contar con un buen sistema de ventilación, pero al menos suelen contar con múltiples bahías de 3,5 pulgadas.
  • HTPC. El nombre largo es computadora personal para cine en casa Home Theater Personnal Computer y, si bien estaban pensados para centros multimedia para el salón, lo cierto es que con la potencia actual de los procesadores y gráficas integradas nada prohibe que los usemos como nuestro equipo principal. Realmente compactos y que ocupan poco espacio.

Hay también un tipo especial de caja que es el barebone o barebón que incluye en su interior una placa y fuente de alimentación, por lo que están listos prácticamente para utilizar. Sólo habría que colocarles RAM, CPU, GPU y un disco. Esto les suele dar a los fabricantes de barebones un mayor control sobre la disposición interna de los elementos, por lo que terminan siendo más compactos que los cubos.

Nota: si veis alguna cosa errónea en este artículo, no queda clara o estáis en desacuerdo, por favor indicadlo en los comentarios y ayudadnos a mejorarlo. Intentad mantener una actitud positiva y colaboradora, que de personas con actitudes negativas y destructivas ya está lleno el mundo. Hablando se entiende la gente, y siempre es posible que saquéis conclusiones alejadas de lo que queremos transmitir en el artículo.

Menos de 35 euros

En este rango vamos a encontrar cajas funcionales pero que quizás no sean todo lo resistentes o prácticas que podríamos desear.

Torres y sobremesa

De 35 a 60 euros

Si queréis una caja resistente, con buenas posibilidades de expansión, que no sea terriblemente fea o un peso muerto, y con buenas posibilidades de refrigeración, este rango da un gran resultado en calidad/precio. Aun así si quieres hacer overclocking te interesará gastarte algo más de dinero en un equipo mejor para conseguir mejores temperaturas de funcionamiento.

Torres

NOX Coolbay SX es una de las mejores opciones baratas. Cuenta con regulador para los ventiladores frontal y trasero que incluye cómodamente desde la parte superior de la caja, además de cabezal para los USB 3.0 y 2.0 superior.

La bahía de discos de 3,5 incluye además una sujeción para un disco de 2,5 (SSD por ejemplo), y se instalan cómodamente sin necesidad de tornillos. Los cables se pueden pasar todos por detrás de la placa, incluso el de alimentación, despejando totalmente la zona interior de la caja para mejorar el flujo de aire.

Puedes leer nuestro análisis de la M25-W de Sharkoon.

Otros formatos

De 60 a 100 euros

Aquí podemos encontrar las cajas que son buenas y bastante óptimas en cuanto a calidad/precio y comodidad para configurarlas.

Torres y sobremesa

La caja Pure Base 600 tiene amplias opciones de expansión. Las zonas superiores, frontal y trasera tiene espacion para refrigeración líquida, y la zona interior está diseñado de forma modular. Incluye dos posiciones de anclaje para discos de 2.5 pulgadas detrás de la placa base, y otras seis posiciones extraíbles, junto a tres unidades de 3.5 pulgadas, todo en cajas desmontables si no se necesitan.

La semitorre Supressor F31 incluye en la parte frontal, superior y laterales, una capa de material para amortiguar el ruido. Es una caja con amplias posibilidades de configuración, tanto para equipos que requieran alto rendimiento como otros que sean totalmente silenciosos, y viene de serie con dos ventiladores de 140 mm que funcionan a 1000 RPM, con un máximo de 28 dBA, reducible a tan solo 22 dBA.

La iluminación de la DS 230 se puede elegir entre siete colores (rojo, verde, azul, naranja, magenta, azul claro y blanco), y opcionalmente con un efecto de respiración. El color se conecta al controlador de los seis ventiladores que puede incluir la caja, y cada color indica una velocidad diferente a la que giran. Cuenta con un ventilador de 120 mm trasero preinstalado (de 600 a 1800 RPM, 34 dB), y tiene anclajes y espacio para hasta seis ventiladores, o radiadores de RL en las posiciones frontal y superior. No posee bahías de 5.25'' externas, pero sí dos de 3.5'' y otras tres de 2.5''.

El cambio más destacado de la S340 Elite con respecto a su antecesora es el conector HDMI superior-delantero para conectar gafas de realidad virtual, aunque también dispone de dos conectores USB 3.0 y otros dos 2.0.

La caja ahora dispone de más ubicaciones para discos, lo que incluye dos huecos para unidades de 3,5'', tres de 2,5'', y un combo de 2,5/3,5 pulgadas. Acepta refrigeración de hasta 161 mm de altura, tarjetas gráficas de hasta 334 mm, dos posiciones de ventiladores de 120 o 140 mm frontales, uno de 120 o 140 mm trasero y otro superior, todos compatibles con radiadores de refrigeración líquida.

La caja tiene los puntos de montaje de placas ATX, micro-ATX y mini-ITX, posee una amplia ventana lateral de cristal templado, y está hecha de acero, pesando unos 8 kg. La fuente de alimentación tiene su propio compartimento separado del resto del equipo.

Corsair Carbide 200R es una gran caja para equipos con necesidades de refrigeración. Permite una buena organización de los cables, con huecos especiales para añadir dos discos de 2,5 pulgadas, y facilidad al instalar los de 3,5 pulgadas. Incluye dos ventiladores (frontal y trasero) de 120 mm, y filtro fácilmente extraíble para el ventilador inferior de la fuente de alimentación.

Antec GX1200 incluye un compartimento separado para la fuente de alimentación, con un diseño interior igual al de otras cajas como la Zalman Z9 Neo y similares, compartimento en el que también hay dos bahías para discos de 2,5 o 3,5 pulgadas.

Cuenta con amplio espacio para la gestión de cables por detrás de la placa base, y admite tamaños de hasta E-ATX. Cuenta con otros tres huecos para discos de 2,5 pulgadas, compatibilidad con refrigeración líquida en la parte superior, frontal y trasera. Tiene dos ventiladores con iluminación regulable en color en su parte frontal de 120 mm, y admite tarjetas gráficas de hasta 410 mm de longitud y disipadores de hasta 170 mm.

La Corsair Carbide 400Q es una caja silenciosa con las paredes forradas. Está pensada sobre todo para operar de manera silenciosa, aunque en situaciones en las que se pueda necesitar mejorar las temperaturas se puede retirar la tapa superior que está sujeta con imanes, dejando a la vista una rejilla.

Otros formatos

De 100 a 200 euros

¿Gastarse más de 100 euros en una caja de PC? Pues si quieres hacer overclocking del serio, no tendrás más remedio. Los sistemas de refrigeración líquida suelen necesitar (o es aconsejable) mucho espacio interno y eso significa que se necesitan torres grandes. Además suele ser bastante cómodo cambiar componentes en estas cajas.

Torres y sobremesa

La caja RL06 es una semitorre para placas ATX y micro-ATX disponible en dos colores distintos, blanco y rojo, y en dos versiones —con ventilador trasero de 120 mm incluido o además tres frontales de 120 mm con ledes—. Está preparada para la refrigeración líquida y dispone de una amplia ventana lateral.

La Noctis 450 ROG es una caja de altas prestaciones, de tipo torre, fabricada en acero y plástico, con una ventana lateral de cristal. Admite placas mini-ITX, micro-ATX y ATX, e incluye de serie tres ventiladores frontales de 120 mm y uno trasero de 120 mm, todos con regulador de velocidad a través de un concentrador para ocho conectores de ventilador de cuatro pines.

En la parte superior se puede situar un radiador de 360 mm, así como en el frontal. En el lateral derecho tiene una amplia zona de gestión de cableado con entre 17.7 mm y 32.5 mm, con protecciones de goma.

En la caja se pueden instalar hasta seis unidades de 3.5 pulgadas y ocho unidades de 2.5 pulgadas. La máxima altura del disipador de CPU es de 180 mm, y la longitud máxima de la tarjeta gráfica es de 406 mm. La caja incluye dos tiras de ledes RGB que se pueden sincronizar con otros productos de Asus, así como elegir entre nueve modos distintos de iluminación.

Esta caja está orientado a un público que quiera una buena amortiguazación del sonido, pero manteniendo los componentes internos lo más frescos posibles. Los controles de los ventiladores y los conectores USB y audio se sitúan en la parte superior de la caja. La fuente de alimentación se instala también en la parte superior, pero está aislada del resto de los componentes de la caja, aunque es una caja de diseño invertido.

La parte frontal mantiene amplias aberturas para la entrada de aire, con un muy buen rendimiento térmico en general, apoyado en la inclusión de tres ventiladores de 140 mm de serie, y otros diversos puntos de montaje para más ventiladores o radiadores. Es una caja para los que buscan buen rendimiento, silencios, calidad de materiales y buenos acabados.

La siguiente caja de Thermaltake cuenta también en su parte superior con un lector de discos duros de 3,5/2,5 pulgadas. Si antes usábamos lectores de discos blandos y tarjetas SD, ahora nos pasamos a los lectores de discos duros.

Más de 200 euros

A continuación tenéis algunas de las mejores cajas para máxima ventilación por aire o refrigeración líquida. Son equipos que salvo que se quiera hacer una configuración multigráfica de tarjetas potentes con overclocking no se les sacará partido.

La caja In Win 509 es una torre con el frontal tiene iluminación RGB. Admite placas desde mini-ITX hasta E-ATX, y en la parte posterior se le puede poner un ventilador de 120 o 140 mm, o refrigeración líquida equivalente. En la parte frontal se sitúan otros tres de 120 mm o dos de 140 mm, en la parte inferior uno de 120/140 mm o una bomba de agua, y en el lateral derecho hasta tres de 120/140 mm. Simultáneamente, hacia la zona frontal se le puede instalar un radiador de 360 mm y otra segunda zona de ventilador o radiador. A esta caja no le falta zonas de refrigeración.

En el apartado de huecos para unidades, dispone de una frontal de 5,25'', otras cinco combos de 2,5 y 3,5 pulgadas, otras cuatro de 2,5 pulgadas, y otras tres de cambio en caliente. La zona frontal se puede configurar al gusto del comprador, por lo que dependerá un poco de lo que se tenga en mente a la hora de comprar esta caja. Admite refrigeración de hasta 188 mm de altura, y tarjetas gráficas de hasta 370 mm de longitud.

La Enthoo Primo incluye soportes para dos fuentes de alimentación.

Lo más llamativo de la D-Frame 2.0 es que se trata de una caja abierta en su periferia. La estructura está formada por tubos de acero reforzado inspirados en las estructuras de las motocicletas, mientras que en uno de sus laterales se puede encontrar una superficie de cristal templado que permite ver todos los componentes. Ideal para memorias y tarjetas con iluminación.

En su interior hay espacio para una placa base E-ATX, admite tarjetas gráficas de hasta 350 mm de largo y ventiladores de CPU de hasta 165 mm de alto. Tiene cuatro ranuras para discos de 3,5 pulgadas, incluye una fuente de alimentación In Win SIII 1065 W y soportes para tres ventiladores de 120 mm en las partes superior frontal y trasera. En el apartado de conexionado ofrece un USB Tipo C 3.1 y tres USB 3.0. Sus medidas son 548 x 291 x 726 mm y pesa 22.5 kg (un peso a tener en cuenta).

Otros formatos

In Win ha renovado uno de sus chasis abiertos con el X-Frame 2.0. Se trata de un modelo orientado a los que trastean mucho en su equipo, pero sobre todo para los que se dedican a hacer análisis de componentes. Viene con una fuente de 1065 W de serie (SI-1065W), diseñada específicamente para este chasis, con certificado 80 PLUS Platinum, modular y con ventilador silencioso de 165 mm, que dispone de un raíl de 75 A y otros dos de 25 A.

Barebones

Los barebones son cajas de PC que incluyen placa y fuente de alimentación. Shuttle es una de las compañías de mayor prestigio en el apartado de los barebones, sobre todo por su excelente sistema de refrigeración. MSI también fabrica barebones, así como otras compañías con la intención de proporcionar equipos pequeños y que no ocupen mucho espacio sobre la mesa.

Algunas recomendaciones

  • En ningún caso dejéis encajonada la caja. Es la forma más fácil para que la fuente de alimentación, el ventilador del procesador o el propio procesador dejen de funcionar por sobrecalentamiento. Sobre todo la fuente, que es el componente más sensible en este aspecto, sobre todo si es barata y carece de sistemas de protección que incluyen las fuentes caras (lo barato muchas veces sale caro).
  • No os fiéis de las fotos, sobre todo en cajas baratas. Muchas veces veréis en ellas que la caja tiene ventiladores de un cierto color, o que salen luces de la caja, y muchas veces no es así. Si os ha llamado la atención como para que sea el motivo por el que la compráis, aseguraos de que lo incluye realmente. En una caja de 100 euros no tenéis tanto que preocuparos por que las fotos sí suelen ser fiel reflejo de lo que incluyen.
  • Si queréis hacer overclocking, residís en una zona cálida o simplemente queréis que vuestro PC no pase calor, vais a necesitar cajas con múltiples puntos para colocar ventiladores, o que se les pueda acoplar fácilmente un sistema de refrigeración líquida. Los ventiladores frontales y del fondo deben de estar colocados para introducir aire en la caja, y los traseros y superiores para extraerlo. También conviene que tengan filtros de polvo en los que introducen aire. Preparaos para dejaros 100 euros o más en esas cajas, por que lo váis a necesitar.
  • Limpiad periódicamente el interior de la caja. El polvo se suele concentrar en los ventiladores que deben refrigerar el equipo, además de los que refrigeran CPU y tarjeta gráfica. El polvo hace que muevan menos volumen de aire, y por tanto realicen peor su labor. Si oís mucho ruido o notáis que han aumentado las temperaturas en la caja, este es un motivo más que probable si hace más de seis meses que no la limpiais.
  • Para conectar múltiples ventiladores y tenerlos monitorizados necesitaréis varios conectores de 3 y 4 pines en la placa. Aseguraos de que la placa que queréis comprar los incluye. Si no, tendréis que conectarlos directamente a la fuente de alimentación. Los que dispongan de potenciómetro tendrán que ser enganchados a una conexión de 4 pines para poder ser regulados automáticamente por el equipo.
  • Salvo que la caja cueste más de 50 o 60 euros, si la caja incluye una fuente de alimentación es altamente probable que sea de mala calidad. Aseguraos de que consultáis nuestro artículo de fuentes de alimentación.
  • Se venden todavía cajas para ubicar la fuente en la parte superior. Si bien es una práctica que antiguamente llevaba, por desconocimiento y mal flujo de aire, a un mayor sobrecalentamiento de la fuente que se usaba para extraer calor del interior, hoy día con equipos de poco consumo (ofimática) no importa demasiado la ubicación de la fuente. Aun así, es preferible que la fuente esté situada abajo, como ocurre en la inmensa mayoría de cajas de más de 30 euros.

Cambios recientes

Productos añadidos

Otros artículos de PC

Otros artículos de interés