La gama alta de smartphones Android se renueva cada trimestre con distintos fabricantes lanzando al mercado nuevos teléfonos. Cuando no es Samsung, es LG, y cuando no Xiaomi o la propia Google, embarcada en su línea Pixel. Pero eso significa que cada vez hay más entre lo que elegir para comprar, y para haceros la elección más sencilla os traemos este artículo de los mejores teléfonos Android de gama alta. Las mejores phablets de gama alta las tenéis en un artículo distinto.

También tenemos otros listados de smartphones y phablets:

Los mejores teléfonos de gama alta Android, teniendo en cuenta en parte la calidad/precio pero sobre todo su calidad, son los siguientes según nuestro criterio y gustos. Tened en cuenta que los teléfonos aquí expuestos tienen una alta durabilidad, ya sea por usar pantallas Gorilla Glass, o por lo general ser resistentes al uso y paso de tiempo. Encontraréis teléfonos más baratos, con características que los harán ir fluidos, pero suelen contar con diseños más normales, cámaras más mediocres o con peor política de actualizaciones del sistema operativo.

Puesto que las características técnicas son muy parecidas, voy a centrarme en el valor añadido que diferencia a estos teléfonos móviles. Lo importante de adquirir un teléfono nuevo es no dejarse engañar por las operadoras y sus planes de financiación, ya que a la larga adquirir un terminal a través de ellos sale siempre más caro —además de que te obligan a tener un contrato de permanencia que puede llegar a ser injusto—.

Además, como es difícil que un teléfono de hace seis meses de gama alta deje de serlo porque su compañía lance una versión renovada, también incluimos modelos que ahora mismo están realmente bien de precio y que tampoco tienen muchas diferencias con respecto a los teléfonos que les sustituyen aunque se puedan englobar en la gama media-alta y no en la alta.

Comparativa de smartphones de gama alta

Selección de móviles de más de 400 €
Galaxy S7 P10 10 Pixel Xperia XZ
Pantalla 5.1" Super AMOLED 5.15" 5.2" Super LCD5 5.0" IPS 5.2" TRILUMINOS
Resolución 2560 x 1440 px 1920 x 1080 px 2560 x 1440 px 1920 x 1080 px 1920 x 1080 px
Procesador Exynos 8890 Kirin 960 Snapdragon 820 Snapdragon 821 AB Snapdragon 820
Memoria 4 GB 4 GB 4 GB 4 GB 3 GB
Almacenamiento 32 GB 64 GB 32 GB 32 GB 32 GB
Batería 3000 mAh 3200 mAh 3000 mAh 2770 mAh 2900 mAh
Cámaras 12 Mpx y 5 Mpx 12 Mpx y 8 Mpx 12 Mpx y 5 Mpx 12.3 Mpx y 8 Mpx 23 Mpx y 13 Mpx
SO Android 6.0 Android 7.1 Android 6.0 Android 7.1 Android 6.0
Actualizable a Android 7.0
Extras micro-SD,
NFC,
carga rápida,
lector de huellas
micro-SD,
NFC,
carga rápida,
lector de huellas,
USB tipo C
micro-SD,
NFC,
lector de huellas,
USB tipo C
NFC,
carga rápida,
lector de huellas,
USB tipo C
micro-SD,
NFC,
carga rápida,
lector de huellas,
USB tipo C
Compañía Samsung Huawei HTC Google Sony
Precio 435  EUR
431  USD
629  EUR
445  EUR
479  USD
729  USD
490  EUR
504  USD

Samsung Galaxy S7

/storage/geek/posts/2017/02/09/samsung-galaxy-s7-edge.jpg
Ampliar t

La pantalla de tipo OLED del Galaxy S7 tiene una resolución QHD y un brilo de 500 nits. Se ve bien a plena luz del día, con colores muy vivos, y se encuentra entre las mejores pantallas del mercado. Además la temperatura se sitúa en torno a los 6800 ºK, por lo que los blancos se verán como blancos. El procesador es un Exynos 8890, con un gran rendimiento, de lo mejor que se puede encontrar en 2016 en un teléfono, y una GPU de la gráfica Mali T880, con 4 GB de RAM LPDDR4.

El almacenamiento de tipo UFS 2.0 del teléfono es ultrarrápido, con unas velocidades cercanas a los 220 MB/s de lectura secuencial y 60 MB/s de escritura secuencial. Samsung también ha mejorado la capa de personalización de Android, de la que saca provecho con el lector de huellas dactilares frontal —la ubicación idónea—.

La cámara de 12 Mpx tiene una excelente calidad, y es un apartado en el que los Galaxy de gama alta destacan por sí mismos. Samsung cuenta con buenos algoritmos de posprocesado, que se ve reflejado en las imágenes que capturan las cámaras y que no defraudarán a nadie. En el apartado de vídeo, puede grabar a cámara lenta de hasta 240 FPS, y vídeo a 4K y 30 FPS.

El teléfono también posee resistencia a agua y polvo, y posee carga inalámbrica junto a Wi-Fi 2x2 802.11 ac MU-MIMO. El sonido del altavoz es potente, sin distorsionar a ningún volumen, y la música a través del DAC de los auriculares es excepcional. Con una batería de 3000 mAh no da para considerarse la mejor del mercado, y su atuonomía se sitúa más hacia las 6 horas de uso de pantalla, con carga rápida.

Huawei P10

/storage/geek/posts/2017/03/07/huawei_p10_group_shot.jpg
Ampliar t

El P10 de Huawei es una mejora incremental del P9, y comparte muchos aspectos de él. El diseño en esta ocasión es más iPhone si cabe, y sin ningún tipo de tapujos por parte de la compañía, aunque llega en una buena variedad de colores: verde pistacho, azul, oro rosa, oro, blanco, oro brillante, negro y plata.

El procesador mejora a un Kirin 960 con una GPU bastante más potente, una Mali-G71MP8 de arquitectura Bifrost compatible con Vulkan. Con 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento con lector de micro-SD irá perfectamente fluido. La pantalla de 5.15 pulgadas hace que el tamaño del móvil sea de 145 mm de altura, que es lo habitual a principios de 2017 en el mercado. Tiene una gran calidad de reproducción de colores, brillo y contraste.

Este es uno de los primeros teléfonos en incluir una disposición de 4x4 antenas de LTE, lo que le permite descargar a velocidades de 1 Gbps —128 MB/s—. Dispone de una batería de 3200 mAh que da buen resultado de autonomía, y utiliza un conector USB tipo C para cargarse. La cámara se mantiene similar al P9, con cámara trasera principal de 12 Mpx y secundaria de 20 Mpx monocroma para iluminación y efectos de profundidad, también certificada por Leica.

Se pone a la venta en marzo con un PVPR de 699 euros.

HTC 10

/storage/geek/posts/2017/02/09/htc_10.jpg
Ampliar t

Con el HTC 10 la compañía taiwanesa ha vuelto a los orígenes y a lo que debe ser un buen teléfono. Cuenta con un estupendo diseño en aluminio con bordes redondeados, cómodo de agarrar. La pantalla de 5.2 pulgadas con resolución de 2560 x 1440 píxeles tiene una gran calidad de color y alcanza los 450 nits.

El procesador Snapdragon 820 es de los más potentes, con cuatro núcleos Kryo personalizados de Qualcomm, y permite ejecutar con fluidez cualquier aplicación con sus 4 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento interno. Dispone de dos altavoces frontales, uno para frecuencias altas y otro inferior para que actúe de subwoofer, con un DAC de audio de 24 bits para un estupendo sonido al utilizar el teléfono con auriculares.

El apartado de la batería también lo tiene bien cubierto, aunque otros teléfonos destaquen más que este en su autonomía. La cámara principal es de 12 Mpx con estabilización óptica de imagen (OIS), y usa el mismo sensor que el Nexus 6P, y es capaz de grabar a cámara lenta y vídeo a 4K.

Google Pixel

/storage/geek/posts/2017/02/13/google-pixel-xl-1-1.jpg
Ampliar t

Google presentó en octubre de 2016 el Pixel para iniciar una nueva etapa como diseñador y fabricante de smartphones. Es un modelo cuyo ensamblado está realizado por HTC, con un diseño en aluminio con una parte superior trasera de cristal, donde también se sitúa el lector de huellas dactilares.

Dispone de un cámara de 12 Mpx con apertura f/2.0, de la que Google asegura que es la mejor del mercado, capturando buenas fotos con poca luz y es capaz de grabar vídeos a 4K. El procesador includo es un Snapdragon 821, y le acompaña 4 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento UFS 2.0 ultrarrápido, pero no incluye lector de tarjetas micro-SD.

La pantalla es de 5 pulgadas con resolución de 1920 x 1080 píxeles tipo OLED con colores vivos con un brillo máximo de 400 nits —suficiente para verse decente a plena luz del día—. La batería dura en torno a los 7 horas de uso continuado, y dispone de carga rápida de 18 W para rellenar los 33440 mAh de batereía en dos horas.

Huawei P9

/storage/geek/posts/2017/02/13/huaweip9_gal1.jpg
Ampliar t

El P9 de Huawei es un teléfono potente con un procesador Kirin 955 —cuatro núcleos Cortex-A72 a 2.5 GHz y cuatro Cortex-A53 a 1.8 GHz—, 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento. Usa una GPU Mali-T880 MP4 a 900 MHz para mover su pantalla de 5.2 pulgadas con resolución 1080p, con un brillo de 450 nits y un contraste 1200:1. El color tiene una ligera tendencia al azul, bastante habitual en casi todas las pantallas de la compañía.

La cámara trasera cuenta con certificación de Leica, siendo de 12 megapíxeles, e incluye dos cámaras: una para capturar el color de una imagen y la otra monocroma. Esto la permite capturar más información sobre luz y tomar mejores fotografías. En la parte trasera también está situado el lector de huellas dactilares.

El diseño de la carcasa es íntegramente en aluminio con el habitual toque de Huwaei de no redondear demasiado las esquinas, pero le da un buen aspecto. En la parte inferior se sitúa un conector USB tipo C, y el altavoz es potente pero su calidad es normal, sin destacar por encima de las de la competencia. En cuanto a la autonomía, es normal, con unas 6 a 7 horas de uso de pantalla.

Sony Xperia XZ

/storage/geek/posts/2017/02/13/sony-xperia-xz_06-1500x1000.jpg
Ampliar t

Sony ha cambiado de estrategia en el terreno de los smartphones en 2016 con respecto a años anteriores, y el Xperia XZ es una buena muestra de ello. La pantalla IPS de 5.2 pulgadas con resolución Full HD tiene un brillo de 650 nits, lo que permitirá que se vea a la perfección a plena luz del día, y tiene un contraste de 1300:1, aunque tiene una tendencia hacia el azul con una temperatura de color de 8100 ºK.

El procesador es un Snapdragon 820 de cuatro núcleos Kryo, y es potente en gráficos para mover una pantalla de solo 1080p. Otros teléfonos de gama alta tienen más problemas para mover una resolución QHD con este procesador, por lo que es un punto a su favor. Dispone de 3 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento, con expansión por micro-SD.

Casi todas las cámaras de gama alta usan los sensores de imagen de Sony, y este no iba a ser una excepción estando producido por Sony. Utiliza un sensor IMX300 con una cámara de 23 megapíxeles, y graba a 4K y H.265. Las fotos se ven muy bien, con un buen uso de HDR, y buenas fotográfias con poca luz. Es algo más lenta que si se compara con la del Galaxy S7 o iPhone 7, pero estoy hablando de décimas de 1.7 s frente a 1.2 s, que tampoco la convierte en una cámara lenta.

A pesar de la resolución de pantalla más contenida, la batería de 2900 mAh no da mucho de sí y le proporciona al Xperia XZ una autonomía en torno a las 7 horas de pantalla.

Samsung Galaxy S6 y S6 edge

/storage/geek/posts/2017/02/13/galaxy_s6.jpg
Ampliar t

El Galaxy S6 representó un giro de 180º para la división de móviles de Samsung, aceptando que el diseño en plástico creada teléfonos poco prémium, que es el factor diferencial de los teléfonos de gama alta. Con un cuerpo de aluminio y cristal, el frontal incluye un botón de inicio con lector de huellas dactilares. En el paso del Galaxy S5 a este modelo se ha perdido el a prueba de agua.

Su procesador Exynos 7420 de ocho núcleos fue de lo mejor de 2015, y le dota a este dispositivo de una gran fluidez, solamente lastrada por la capa de personalización TouchWiz de Samsung, que es ligeramente intrusiva en este apartado. Con 3 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento, lo único que se echa de menos es un lector de micro-SD.

La pantalla de 5.1 pulgadas tiene resolución QHD y es de tipo Super AMOLED, lo que le dota de un negro profundo, y un brillo de 550 nits, suficiente para verse bien. Además la temperatura de calor se sitúa en los 6600 ºK, con una reproducción de color muy fiable. En cuanto a la autonomía, el Galaxy S6 incluye una batería de 2550 mAh, algo pequeña para los estándares de 2017, pero le permite durar 7 horas de uso de pantalla.

La cámara es de 16 megapíxeles con una combinación de sensor IMX240 y posprocesador que le permite sacar fotos muy buenas. No son las mejores en 2017, pero sí que siguen siendo mejores que el 95 % de los teléfonos que hay en el mercado ahora mismo. En el terreno de la conectividad, dispone de NFC, por lo que se puede utilizar para el servicio Pay de Samsung de pago sin contacto.

La diferencia entre el modelo Galaxy S6 y el Galaxy S6 edge radica en que este último dispone de una pantalla ligeramente redondeada hacia los bordes, lo que lo hace más cómodo de usar y mejora su estética.

Xiaomi Mi 5s

/storage/geek/posts/2017/02/13/mi_5s.jpg
Ampliar t

El Xiaomi Mi 5s es el teléfono manejable más potente de la compañía, con una pantalla de 5.2 pulgadas IPS con resolución 1080p, que se ve nítida, con 500 nits de brillo y un contraste 1200:1, de colores vibrantes. La construcción es en aluminio, con bordes redondeados para facilitar el agarre. Como no aprovecha excesivamente el frontal, puede resultar algo grande. Incluye un lector de huellas en el botón de inicio físico.

El procesador es un Snapdragon 821, el que hasta la llega del Snapdragon 830 es el procesador más potente en teléfonos, de cuatro núcleos Kryo ligeramente subidos respecto a la version Snapdragon 820. Le acompañan 3 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento, sin lector de tarjetas micro-SD, y con doble ranura SIM.

La batería de 3200 mAh le da un uso de pantalla de en torno a las 8 horas, que entra dentro de lo normal para estos teléfonos y considerado como buena autonomía aunque sin destacar. La cámara de 12 megapíxeles saca fotos muy buenas, y el terreno del software de la cámara es uno en el que Xiaomi hizo grandes avances en 2016.

Sony Xperia X Compact

/storage/geek/posts/2017/02/13/maxresdefault.jpg
Ampliar t

El Xperia X Compact es uno de los poquísimos teléfonos compactos de gama alta que hay en el mercado, ya que las compañías están centradas en el sector de las phablets. Si eres un usuario que quiere un teléfono totalmente manejable a una mano, el Xperia X Compact mide 129 x 65 x 9.5 mm, por lo que con su pantalla de 4.6 pulgadas HD podrás manejarlo. Aunque tenga solo 320 PPP de densidad de resolución, se ve pefectamente nítida, y es una ventaja para la autonomía del teléfono. También tiene 600 nits de brillo, contraste 1200:1, y un ligero toque azulado en la reproducción de contenido.

El procesador Snapdragon 650 le dota de suficiente fluidez, pero su GPU es más limitada, pero con su resolución de pantalla le da un rendimiento no demasiado lejos del Xperia XZ, en torno a un 10 a 20 % por debajo. La cámara de 23 megapíxeles es similar a la del Xperia XZ, y por tanto es una cámara muy válida para tomar fotografías y vídeos, aunque no a 4K.

Tanto el altavoz como el DAC de audio para los auriculares tienen muy buena calidad. En el apartado de la autonomía, es donde realmente brilla, aproximándose a las 10 horas de uso de pantalla. Una batería de 2700 mAh con un procesador que no consume en exceso y una resolución de pantalla comedida lo convierten en un excelente teléfono para los que busquen la máxima autonomía.

Lenovo Zuk Z2 Pro

/storage/geek/posts/2017/02/13/lenovo-zuk-z2-pro-3.jpg
Ampliar t

Lenovo cuenta con bastantes teléfonos en su catálogo que poseen un gran hardware a gran precio, y el Zuk Z2 Pro es uno de ellos. Incluye un procesador Snadpragon 820 de cuatro núcleos Kryo y una gran GPU Adreno 530, acompañados de 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento. La pantalla de 5.2 pulgadas tipo IPS tiene una resolución de 1080p, con buena definición y reproducción de colores.

La autonomía del teléfono es estándar, en torno a las 7 u 8 horas de uso, y cuenta con todo tipo de extras como conector USB tipo C, carga rápida, lector de huellas en el botón de inicio muy rápido, y doble ranura SIM. Carece de lector de tarjetas micro-SD. Está hecho de aluminio con trasera de cristal, donde también se encuentra la cámara de 13 megapíxeles con buena calidad de imagen, aunque es un aspecto en el que cojea un poco el teléfono, pero no mucho, y debajo de ella un sensor de ritmo cardíaco.

Otros smartphones

A continuación tenéis algunos ejemplos de teléfonos que han sido anteriormente los teléfonos insignia de sus compañías y han caído de la gama alta como la entiendo en este artículo, pero que se quedan a mitad de camino y por lo tanto para una gran cantidad de usuarios serán más que suficientes, dándoles unas prestaciones similares. También hay otros teléfonos que por sus características están en la gama media-alta, o que me parece interesantes destacarlos en este artículo.

En general es mejor que consultéis el artículo de teléfonos de gama media porque incluye un listado más completo para los teléfonos de en torno a los 300 euros o menos, o el de phablets de gama media. Las phablets de gama alta están en otro artículo distinto.

Google Nexus 5X

/storage/geek/posts/2017/02/13/nexus_5x.jpg
Ampliar t

El último teléfono de la línea Nexus económico, antes de la llegada de los Pixel en 2016, fue el Nexus 5X. Quizás no al principio, pero al final de su vida útil ha rondado los 250 a 300 euros, que es un precio bueno para el hardware que tiene. Empezando por su pantalla de 5.2 pulgadas con resolución 1920 x 1080 píxeles IPS, con un brillo de 500 nits, un contraste 1500:1 y una temperatura de color de 6800 ºK, que se ve nítida y con colores vivos.

La ventaja de los Nexus y los Pixel radica en que su versión de Android es actualizada directamente por Google, y el Nexus 5X cuenta con Android 7.0 Nougat, con los últimos parches de seguridad. Tiene buen rendimiento con su proceador Snapdragon 808 con 2 GB de RAM y 16 GB de almacenamiento, que para los estándares de 2017 se puede hacer muy cortos porque además no cuenta con lector de tarjetas micro-SD.

La cámara del teléfono es muy buena, con 12.3 megapíxeles, y no tiene mucho que envidiar a otras de su rango de precio. La autonomía del Nexus 5X es un aspecto gris, ya que su batería de 2700 mAh da para unas 6 horas de uso de pantalla. Incluye en su parte trasera un lector de huellas, y utiliza un cable USB tipo C para recargar.

Sony Xperia Z5

/storage/geek/posts/2017/02/13/sony-xperia-z5-negro-1.jpg
Ampliar t

El Xperia Z5 es un teléfono con un diseño bastante distinto a lo que se ve en los teléfonos del mercado, todos similares al iPhone 6 y hechos en aluminio. En este caso, cuenta con muchos menos bordes redondeados y más rectangular. Con un Snapdragon 810, tiene un rendimiento fluido, y le acompañan 3 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento con expansión por micro-SD.

La pantalla es de buena calidad, como ocurre en los teléfonos insignia de Sony, con casi 700 nits de brillo y buena reproducción de color con temperatura 7600 ºK. La cámara de 23 megapíxeles saca buenas fotos, con un software que permite ajustar una miriada de parámetros, y que en bastantes ocasiones habrá que recurrir a los controles manuales. Aun así, el autofoco funciona bien y es una cámara un poco lenta para los estándares de teléfonos de gama alta de principios de 2017.

Como es habitual, el apartado del sonido sí que está muy bien cubierto, con un buen altavoz y un buen DAC de sonido. En el terreno de la autonomía es algo más limitado, con unas 7 horas de pantalla. El teléfono también incluye NFC, es a prueba de agua y polvo, y dispone de un lector de huellas en el botón de encendido de su lateral. Una posición muy atípica, pero que funciona bien.

Sony Xperia X

/storage/geek/posts/2017/02/13/unknown.jpeg
Ampliar t

El teléfono Xperia X cuenta con un diseño actualizado, centrado en un procesador Snapdragon 650 que se podría encajar en la gama media-alta, un procesador de seis núcleos, con GPU Adreno 510. Incluye 3 GB de RAM y 16 GB de almacenamiento interno de tipo eMMC 5.1.

La pantalla es de 5 pugadas con resolución 1080p, con 550 nits, contraste 1200:1 y temperatura de color 8200 ºK, y tiene una calidad de color muy buena. Aunque en el terreno de los juegos y potencia de procesamiento la es algo más potente que el Snapdragon 808 del Nexus 5X, se queda bastante lejos del Snapdragon 820.

Como todos los teléfonos de gama media de Sony, la cámara del Xperia X es decente y saca buenas fotos, con un buen software de cámara, aunque algo más sencillo de lo que le gustaría a muchos fotógrafos aficionados. Se pierde algo de calidad con su sensor de 23 megapíxeles, ya que no saca fotos con bordes bien definidos pese a su tamaño. Aun así, todas las fotos se pueden aprovechar para un álbum de fotos sin mayor problema.

El apartado del sonido lo tiene bien cubierto, con un buen altavoz y un buen DAC para los auriculares. La autonomía del teléfono es otro apartado positivo, ya que sus 2620 mAh permiten llegar entre 8 y 9 horas de uso de pantalla.

Huawei Honor 8

/storage/geek/posts/2017/02/13/honor-8-overview-15.jpg
Ampliar t

El Honor 8 cuenta con una estructura de metal con la parte posterior de cristal facetado que le da un toque distinto. Su pantalla de 5.2 pulgadas tiene una resolución de 1080p, con una buena calidad aunque como otros teléfonos de Huawei tiene una tendencia al azul con una temperatura de color de 8500 ºK. El contraste es de 1500:1 y 500 nits, con lo que se verá perfectamente a plena luz del día.

El rendimiento de su procesador Kirin 950 se sitúa algo por encima del Snapdragon 808 del Nexus 5X, por lo que en general es un buen rendimiento. Con 4 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento, y expansión por micro-SD, dan para un uso fluido de Android. La cámara de 12 megapíxeles con apertura f/2.2 proporciona una buena calidad de fotografías, con la particularidad de disponer de una segunda cámara trasera para crear efectos de profundidad de campo.

El sistema de sonido incluido tiene una calidad decente, y la autonomía alcanza las ocho a nueve horas sin problema. La capa de personalización EMUI imita a iOS, por lo que los fanes de Android tenderán a odiarla, aunque todo es cuestión de acostumbrarse a los pequeños cambios que incluye.

Podéis leer nuestro análisis del Honor 8.

HTC One A9

/storage/geek/posts/2017/02/13/htc-one-a9-hands-on-sg-81-1280x720.jpg
Ampliar t

El One A9 de HTC fue el primero con diseño renovado por parte de HTC, para asemejarlo a lo que el resto de fabricantes estaban haciendo imitando al iPhone 6. Tiene una pantalla de 5 pulgadas con resolución 1920 x 1080 píxeles de tipo OLED, con unos 350 nits de brillo y con una temperatura de color excelente de 6800 ºK. En general es una pantalla muy buena para ver todo tipo de contenido multimedia.

Usa un procesador Snapdragon 617 con 2 GB de RAM y 16 GB de almacenamiento, con lector de tarjetas micro-SD, con buen rendimiento aunque en tema gráficos —juegos sobre todo— tenga carencias. Para los estándares de 2017 es una cantidad de RAM y almacenamiento de gama media. La cámara de 13 megapíxeles tiene buena calidad para sacar fotos con detalle, y suficientemente buena como para que las fotos sacadas con poca luz sean aprovechables.

En el terreno de la autonomía, su batería de 2150 mAh no obra milagros, pero permite una autonomía en torno a las 6 horas de pantalla.

Meizu Pro 6

/storage/geek/posts/2017/02/13/meizu-pro-6.jpg
Ampliar t

El diseño del Meizu Pro 6 es el de un smartphone típico de 2016, con chasis de aluminio y bordes redondeados en clara imitación a los iPhone de Apple. Su pantalla es de 5.2 pulgadas con resolución 1080p, en la que Meizu ha escatimado un poco ya que a pesar de ser OLED, solo dispone de 375 nits de brillo, lo que está al límite de lo usable a plena luz del día.

Su procesador es un MediaTek Helio X25, de diez núcleos, con 4 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento. Su rendimiento es similar al Snapdragon 820, pero en el apartado gráfico dista muchísimo de la potencia de ese chip de Qualcomm, ya que es en torno a la mitad de potente.

La cámara de 21 megapíxeles que incluye saca fotos decentes con buena luz y con poca luz, pero no tiene nada que sea destacable. Al menos acompaña bien al teléfono por el precio que tiene. En el terreno de la autonomía se acerca a las 7 horas de uso de pantalla, algo curioso para tener tan solo 2560 mAh de capacidad.

Sony Xperia X Performance

/storage/geek/posts/2017/02/13/xperia-x-slideshow-04-desktop-1b841459e90c4f44fbac07ee942baf86.jpg
Ampliar t

Las phablets de gama alta

Si estáis buscando los mejores teléfonos con pantalla grande, podéis echar un vistazo al artículo de teléfonos y phablets de gama alta. En él podréis ver otros modelos como el Galaxy S7 Edge, LG G5 o el Galaxy Note 5. En algún punto teníamos que marcar el límite de teléfono y phablet, y ese se encuentra en que tengan sobre todo un tamaño superior a unos 142 a 144 cm de alto o que incluyan pantallas de 5.5 pulgadas o más.

Google Pixel XL

/storage/geek/posts/2017/02/13/pixel-xl-2.jpg
Ampliar t

El Pixel XL es similar al Pixel, pero aumenta su tamaño de pantalla hasta las 5.5 pulgadas y su resolución a 2560 x 1440 píxeles, con una mejora de capacidad de batería. Todo lo dicho para el Pixel es aplicable al Pixel XL, en lo referente a la calidad del procesador, construcción en aluminio y cristal, y cámara de fotos.

ZTE Axon 7

/storage/geek/posts/2017/02/13/zte_axon_7.jpg
Ampliar t

El Axon 7 es un teléfono con un potente hardware que gira en torno a su procesador Snapdragon 820. Cuenta con dos altavoces estéreo frontales y un buen diseño en aluminio que, junto a tener disponible la actualización a Android 7.0, es uno de los teléfonos más baratos capaces de ser utilizados con Daydream, el sistema de realidad virtual para teléfonos de Google.

Incluye 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento, y por si no fuera poco también dispone de expansión por micro-SD, compartida con la segunda tarjeta SIM. La pantalla es de 5.5 pulgadas QHD de tipo AMOLED, de buena calidad. En la parte posterior hay una cámara de 20 megapíxeles que permite sacar unas fotos con buena definición de detalles, con grabación a cámara lenta. La autonomía es buena, con unas 8 horas de uso de pantalla gracias a su batería de 3250 mAh. También dispone de doble ranura SIM, conector USB tipo C y NFC.

Otras phablets

Cambios recientes

Productos añadidos

Productos eliminados

Otros artículos de teléfonos

Otros artículos de interés