Turtle Beach tiene multitud de auriculares económicos y para presupuestos ajustados, pero con la evolución del sector también presta atención a los que quieren unos auriculares inalámbricos para jugar que suelen tener un precio bastante superior. Los Elite Atlas Aero vienen a ocupar un hueco en el catálogo de la compañía entre los mejores que tiene por cable y los Elite Pro.

Estos auriculares tienen un precio es de 149.95 euros, que en realidad suele ser normal para auriculares inalámbricos para juegos. En este caso, no son Bluetooth sino que se recurre a un adaptador USB que a la postre sirve tanto para PC como PlayStation 4, por lo que no se deja totalmente de lado el sector de las consolas.

Características

0_img_1254.jpg

Estos auriculares inalámbricos Elite Atlas Aero tienen un diseño alejado del habitual diseño en plástico industrial que usa la compañía en modelos de gamas más bajas y es bastante más refinado. Incluye una diadema de metal con un acolchamiento suspensorio para distribuir mejor el peso de los auriculares, aunque se sostienen sobre todo por el efecto clip de las dos amplias copas que tiene.

La distancia de la copas se puede ajustar ligeramente, aunque no mucho, y se pueden girar noventa grados para ajustarlos al máximo al gusto del portador. Los Elite Atlas Aero se pueden plegar totalmente para facilitar su transporte, y el micrófono que incluye de tipo flexible se puede retirar para eso mismo.

Elite Atlas Aero de Turtle Beach
Peso322 gramos
Conector3.5 mm de cuatro polos, adaptador inalámbrico
Respuesta en frecuencia12 a 20 000 Hz
Transductores50 mm de neodimio
Impedancia32 Ω
Micrófonoretirable
Micrófono: tipounidireccional
Cables1.5 m, uno de recarga micro-USB, uno de audio 3.5 mm
Funciona conPC, PlayStation 4, móviles
PVPR149.95 euros
PVP144 euros (oct. 2019)

Los controles de los auriculares están en la copa izquierda, donde se sitúa una rueda para el volumen del micrófono, otra para el volumen de los altavoces, un botón configurable que por defecto permite la característica de sonido sobrehumano, el botón de encendido, una entrada micro-USB para recarga, el conector para poner el micrófono extraíble, y otro puerto para conectar un cable para usarlos con cable por ejemplo mientras se recargan.

El sistema de uso inalámbrico se basa en un adaptador USB que permitirá usarlos de esta forma en PC y la PlayStation 4, y en general funciona sin cortes aunque si se pone con sonido muy alto se puede percibir un ligero sonido de ruido por la compresión de la señal de audio. Icluye dos transductores de 50 mm de neodimio e integra sonido NX 3D de Waves. Tienen respuesta en frecuencia entre los 20 y 20 000 Hz, y hasta ahí llegan los datos técnicos que proporciona Turtle Beach.

399694 bytes 410331 bytes 611073 bytes 508068 bytes 591764 bytes 650072 bytes 523533 bytes 405332 bytes 441682 bytes 365966 bytes 653021 bytes 491595 bytes 483596 bytes 390838 bytes 362939 bytes 569010 bytes 580147 bytes 340835 bytes 353876 bytes 232055 bytes 348181 bytes 412346 bytes 350659 bytes 528880 bytes 315422 bytes 273652 bytes 327186 bytes

Todo el sistema de audio se configura a través del programa Control Studio en Windows, lo que abre múltiples opciones de configuración, bastante necesarias para el tipo de auriculares que son. Tiene varios ajustes predefinidos de audio, para música o juego por ejemplo, y se puede controlar desde aquí los graves y agudos, se puede potenciar la voz para diálogos en juegos o modificar la grabación del micrófono, el volumen general o la activación del audio 3D de Waves.

Aquí también se puede cambiar la funcionalidad del botón del oído sobrehumano, la tecnología —por no decir un simple filtro— de Turtle Beach que potencia los sonidos lejanos o de baja intensidad que pasarían desapercibidos en otras situaciones, así como cambiar el funcionamiento de la rueda del volumen del micrófono. También se pueden asignar atajos a ciertas características, ajustar la ecualización de la señal de sonido o seleccionar entre varios preajustes. Es un programa bastante completo.

203280 bytes 203065 bytes 203074 bytes 206930 bytes

Auriculares inalámbricos de primera línea

0_img_1277.jpg

Los auriculares de Turtle Beach siempre destacan en el apartado del sonido, y este modelo no es diferente. Siendo para juegos, con un diseño propio de este sector —y mejorado respecto a los modelos anteriores de la compañía de 100 a 150 euros, lo cual se agradece—, la respuesta en frecuencia de los mismos sin modificar mata un poco más de la cuenta los graves, por lo que a la hora de escuchar música o juegos es indispensable activar el ajuste de graves. De otra forma, canciones como Du hast de Rammstein sonarían bastante poco potentes para lo que son. Es algo que se va a notar independientemente del tipo de música que se escuche.

Pero ahí entra en juego el programa Control Studio de Turtle Beach, desde el que se puede controlar todos los aspectos de los auriculares, tanto de la reproducción de música como de la grabación, y requerirá cierto tiempo de toquetear los parámetros, aunque no son muchos. La calidad del sonido es excelente, así como el sonido 3D que mejora la inmersión en juegos, pero quizás muchos echarán de menos un sonido 7.1 de modelos algo más caros de tipo inalámbrico.

No hay que perder de vista que precisamente estos auriculares destacan por este tipo de conectividad, que funciona a la perfección. Hay modelos que podrían aportar más en el terreno del sonido y juegos, pero son cableados y por tanto se pierde la movilidad que aportan. La calidad de grabación del micrófono es bastante buena, aunque no sea excepcional, pero permite grabar la voz sin problemas con cierta cancelación del ruido alrededor del usuario.

Su diseño tipo diadema es cómodo, aunque se terminan ajustan más como un clip. Es posible que al principio no resulten demasiado cómodos a muchos usuarios, pero a medida que da de sí ese efecto clip —y lo hace bastante rápido con el uso—, los Elite Atlas Aero se vuelven cada vez más cómodos. Las amplias almohadillas que incluye también se encargan de ello, aunque echo en falta que pudieran extenderse un poco más para mejorar el ajuste en altura de las copas.

En general se trata de auriculares cómodos, con buen sonido y versátiles gracias a su conexión inalámbrica, con buena capacidad de configurar el sonido así como de guardar los ajustes para simplificar la gestión del sonido para diferentes juegos.

Puntuación

8.5

sobre 10

Lo mejor

  • Gran calidad de sonido.
  • Cómodos.
  • Buenas opciones de configuración.

Lo peor

  • Agarre inicial un poco fuerte.
  • Introducen algo de ruido con el sonido alto.