Dentro del catálogo de procesadores Ryzen, AMD no ha llegado a poner a la venta en tiendas los Ryzen 3 2300X y Ryzen 5 2500X, dejándolos exclusivamente para fabricantes de equipos originales. Fueron anunciados el pasado octubre, y desde entonces no se han visto prácticamente fuera de algunos equipos de sobremesa, teniendo que recurrir los compradores a los Ryzen 1000 si quieren procesadores más económicos que el Ryzen 5 2600.

Estos procesadores son ambos de cuatro núcleos físicos, el primero sin multihilo y el segundo con multihilo, funcionando a unas frecuencias base/turbo de 3.5/4 GHz y de 3.6/4 GHz. Si se pone en contexto, tiene una frecuencia base similar a la del Ryzen 5 2600X, si bien este tiene un turbo de 4.2 GHz. Son por tanto unos procesadores estupendos para las gamas media y baja, y mantienen una potencia de diseño térmico (TDP) de 65 W.

En AnandTech han conseguido un ejemplar de cada uno de estos procesadores y los han puesto a prueba, tanto en uso profesional como en juegos. En cuanto al uso de estos procesadores en tareas generalistas y profesionales, como en por ejemplo en renderizado, el Ryzen 5 2500X se sitúa cercano al Core i5-8400 de Intel de seis núcleos sin multihilo, mientras que el Ryzen 3 2300X está en la línea de un Core i5-6600K, ambos siendo de cuatro núcleos sin multihilo.

40693 bytes 39554 bytes 41850 bytes 36647 bytes 40316 bytes 40131 bytes

En cuanto a los juegos, a 1080p con una GTX 1080 se puede ver que estos procesadores la limitan algo, teniendo en cuenta que el Core i5-8600K es generalmente el que usa mejor esta tarjeta gráfica. Esa limitación, como es habitual, prácticamente desaparece al jugar a 4K.

39958 bytes 39386 bytes 39195 bytes 39125 bytes 37972 bytes 36481 bytes 39506 bytes 38010 bytes 39918 bytes 39052 bytes

En cuanto al consumo, el Ryzen 3 2300X consume 63 W en carga, mientras que el Ryzen 5 2500X consume 79 W. Es más consumo que los equivalentes de Intel, aunque tampoco por mucho. Es una pena que AMD no se haya decidido a poner a la venta en tiendas estos dos procesadores, y no se sabe si llegarán en algún momento antes de que presente en el verano los Ryzen 3000.

Existen entradas para el Ryzen 3 2300X (99.99 euros) y el Ryzen 5 2500X (145.90 euros) desde hace un par de meses, pero no se han llegado a poner a la venta (todavía). Teniendo en cuenta que el Ryzen 5 2400G cuesta 151.90 euros ahora mismo, el Ryzen 5 2500X da más potencia —en torno a un 10 %—, y para equipos con tarjeta gráfica dedicada sería muy competitivo por ese precio frente al más caro Core i5-8400 y el bastante más caro Core i5-8600K.

106299.png

Vía: AnandTech.