Be Quiet! ha añadido otra caja más a su serie Silent Base, el modelo 801, que es algo más grande con respecto a la Silent Base 601, lo que permite incluir componentes más largos o grandes, y tener más capacidad de almacenamiento y mejor refrigeración. El interior está compartimentado, separando la fuente de alimentación del resto del equipo, y tiene espacio para hasta siete unidades de 3.5 pulgadas o hasta quince de 2.5 pulgadasen varias cajas retirables. Se incluyen bandejas para hasta siete unidades.

El interior tiene espacio para disipadores de hasta 185 mm de alto, fuentes de alimentación de hasta 288 mm, y tarjetas gráficas de hasta 297 mm o hasta 449 mm si se retira una de las cajas para discos. Además de los huecos para siete ranuras PCIe, dispone de otras dos en vertical para tarjetas gráficas con el extensor apropiado. El panel delantero dispone de dos USB 3.0, un USB 2.0, dos de audio de 3.5 mm y un controlador de velocidad de ventiladores.

0_801w_w_h_4.jpg

El tamaño de la caja es de 553 mm × 281 mm × 539 mm (al. × an. × pr.) con un peso de 10.82 kg. Se pueden instalar placas base E-ATX, ATX, micro-ATX y mini-ITX, por lo que puede ser una buena opción para un equipo para procesadores de entusiasta y profesional que usen chipsets avanzados y placas E-ATX. Uno de los modelos de la Silent Base 801 dispone de un panel lateral con insonorización, y otro con ventana lateral, si bien en ambos casos las entradas y salidas de aire están insonorizadas sin repercutir en el flujo de aire.

La caja incluye de serie tres ventiladores de 140 mm de tipo Pure Wing 2 silenciosos, y tiene espacio para hasta tres de 120/140 mm frontales, otros tres superiores, y uno de 120/140 mm trasero. Encima de la caja de la fuente de alimentación se pueden instalar un ventilador de 120/140 mm.

El precio de esta caja es de 139.90 euros con panel insonorizado, o de 149.90 euros con el panel lateral de cristal templado. Está disponible en negro, gris y con los remates en naranja.