Oculus VR ha llegado al GDC con su nuevo modelo de gafas de realidad virtual económicas, llamadas simplemente Go, y que tendrán un coste de 199 dólares. Su diseño incluye plástico y tela para mantener el bajo precio, pero en esta ocasión la compañía ha permitido que los asistentes jueguen con ellas y ha dado algunos detalles adicionales de ellas, así como algunos de los juegos que estarán disponibles cuando las pongan a la venta este año.

Utiliza un procesador Snapdragon 821 para dotar de autonomía a las gafas, y usa una pantalla con resolución de 2560 × 1440 píxeles con un refresco de 72 Hz, y posee un conector micro-USB para recarga. Las lentes están mejoradas para reducir el efecto ventana —que se ve la separación entre los píxeles, haciendo que parezca que se mira a través de una ventana—. La única pega es que no cuenta con sensores para permitirle seis grados de libertad, y en ese terreno es más limitado, pero por 199 dólares tampoco se puede pedir mucho más.

No es el mejor procesador, pero permitirá mover ciertos títulos como los que tenéis en los siguientes vídeos, incluido una versión para realidad virtual del juego de mesa Los colonos de Catán, además de They suspect nothing y Anshar online. La compañía sigue con la intención de ponerlas a la venta a principios de 2018, aunque eso se le acaba en abril.

Vía: Ars Technica.