Nvidia ha tenido una pequeña sorpresa junto con la presentación de la GTX 1080 Ti de 699 dólares, un precio más que interesante ya que tiene un monopolio del sector de tarjetas gráficas de entusiasta, y es la bajada del precio de la GTX 1080. El nuevo precio del modelo de referencia será de 499 dólares, lo que hará bajar previsiblemente también el precio próximamente, aunque sea ligeramente, del resto de tarjetas gráficas Pascal que están por debajo.

Además, Nvidia va a dar la posibilidad de usar memoria GDDR5X subida a 11 Gbps a esta tarjeta, lo que le dará una notable mejora de rendimiento, que podría situarse en torno a un 5 %, aunque dependerá del juego. La GTX 1060 también sube a memoria a los 9 Gbps, por lo que tendrá una mejora de rendimiento en torno al mismo 5 % que la GTX 1080, que son buenas noticias para los jugadores.

/storage/geek/posts/2017/03/01/nvidia-geforce-gtx-1060-pcb-640px.png
Ampliar t

Se trata de subidas que se hacen en fábrica, y recaerá en los ensambladores usar la memoria con OC o no. Pascal es una arquitectura fuertemente limitada por el ancho de banda y la velocidad de memoria, y estos aumentos le sientan realmente bien.

El precio original de la GTX 1080 fue de 599 dólares, por lo que el recorte es de 100 dólares. Eso se debería traducir en un tiempo en una bajada de precio de en torno a la misma cantidad en los modelos personalizados. Ahora mismo se pueden encontrar modelos por 640 o 650 euros, por lo que deberían bajar a los 500 a 550 euros.

Vía: GeForce.