Últimamente se presentan pocas tabletas, siendo un sector a la baja, pero las compañías más fuertes del sector tecnológico no se olvidan de ellas aunque tienden a mirar más la gama alta que la económica. Huawei ha anunciado el MatePad Pro como competidor directo del iPad Pro de Apple, y no le falta nada importante.

Destaca la fabricación en aluminio con pantalla de pocos marcos, aunque tiene un balazo para la cámara frontal. Es la mejor forma de fastidiar una pantalla de un producto netamente para consumir multimedia, y desconfío del resultado final. La pantalla tiene 27.4 cm (10.8 pulgadas) con una resolución de 2560 × 1600 píxeles y cubre la escala de color DCI-P3, además de tener un brillo máximo de 540 nits.

El procesador es un Kirin 990, que es un ocho núcleos con una unidad gráfica Mali G76 MP16 a 600 MHz, lo cual son 100 MHz menos que la incluida en los Mate 30. Cuenta con 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento, con modelos que llegan a los 8 GB de RAM y 512 GB de almacenamiento. Incluye lector de tarjetas micro-SD de hasta 256 GB.

La cámara frontal es de 8 Mpx con apertura ƒ/2.0 mientras que la trasera es de 13 Mpx con apertura ƒ/1.8. Puede grabar vídeo hasta a 4K. Cuenta con una batería de 7250 mAh que se carga con carga rápida de 40 W a través de un puerto USB tipo C, y también tiene Bluetooth 5.1 y wifi 802.11ac. También incluye carga inalámbrica Qi de 15 W, así como carga inalámbrica inversa de hasta 7.5 W. Tiene preinstalado Android 10 con una capa de personalización EMUI 10 con mejoras en cuanto a la multitarea.

Por separado se venden el M-Pencil con 4096 niveles de presión y 20 ms de latencia, el cual se carga fijándose magnéticamente en un lateral de la tableta, con hasta diez horas de uso. También se venderá una funda-teclado que añade otros 260 g a los 460 g de la tableta, con teclas de 1.3 mm de recorrido.

El precio del modelo de 6+128 GB es de 3299 yuanes o unos 426 euros al cambio directo, mientras que el modelo de 8+256 GB cuesta 4999 yuanes o unos 645 euros.

Vía: EnGadget.