NZXT no es ajena a las ediciones especiales de cajas de PC, habiendo presentado algunas de PlayerUnknown's Battlegrounds o Fallout. Ahora ha decidido aliarse con Blizzard para la edición especial Overwatch de la H500, su popular caja para equipos de gama media-alta. El diseño de esta es con un chasis de metal en color negro, con el logo de Overwatch en el lateral derecho y en el frontal, estando este último iluminado, y tiene algún remate interior en color naranja.

Por lo demás, es la misma caja que el modelo H500, por lo que carece del concentrador de conexiones RGB y ventiladores. Tiene un tamaño de 460 mm × 210 mm × 428 mm (al. × an. × pr.) y pesa 7 kg, aunque las patas se puede retirar para bajar la altura a los 435 mm. La ventana de cristal templado se quita tirando hacia uno ya que se sujeta por la parte inferior, y dispone de un compartimento para la fuente de alimentación que queda totalmente oculto.

Cuenta con dos posiciones frontales para ventiladores de 120 mm, otro en la parte superior y uno en la trasera, e incluye dos ventiladores de 120 mm de tipo Aer F120 que funcionan a 1200 RPM con un ruido de 28 dBA. Por detrás de la plancha de sujeción de la placa base se pueden instalar dos unidades de 2.5 pulgadas, así como dos de 3.5 pulgadas en una caja en el compartimento de la fuente de alimentación, todas ellas con sus propias bandejas para facilitar su instalación. La zona de gestión de cableado tiene entre 19 y 23 mm, con unas guías para los cables.

El tamaño máximo del disipador de CPU instalable es de 165 mm, la tarjeta gráfica puede tener hasta 381 mm de longitud. Se pueden instalar radiadores de refrigeración líquida en la parte frontal y trasera, teniendo espacio para una bomba y reserva de agua de hasta 180 mm y 86 mm respectivamente. Por último, el panel frontal dispone de dos puertos USB 3.1 y dos de audio de 3.5 mm.

Su precio es de 149.99 euros.