La compañía francesa Wiko se ha adentrado en uno de los terreno de moda con el VIEW Prime como es el de los teléfonos con pantalla casi sin marcos. Siendo un teléfono de gama media, es un ejemplo de lo que va a ir llegando por precios asequibles en los próximos meses, aunque el VIEW Prime además cuenta con un buen diseño y un hardware notable.

Diseño y hardware

El VIEW Prime es un teléfono que destaca nada más cogerlo por su diseño y pantallas. Es un teléfono hecho íntegramente de aluminio, y el recibido para analizar es de color negro con finalizado en mate, y debido a ese acabado terminar atrayendo mucho las huellas. Es muy agradable de sujetar y no resulta en ningún momento incómodo de usar, más allá del hecho de incluir una pantalla de 5.7 pulgadas en un tamaño en el que otros fabricantes incluirían una de menos de 5.3 o 5.4 pulgadas.

La pantalla es de tipo IPS, con una relación de aspecto 18:9 y una resolución de 1440 × 720 píxeles, lo que da una densidad de píxeles de 283 PPP. Se ve suficientemente nítida, de manera similar a una pantalla de 5 pulgadas con resolución 720p, por lo que no es un aspecto malo de por sí. Teléfono como el Redmi Note 5A tienen un tamaño de 153 × 76.2 × 7.7 mm e incluyen una de 5.5 pulgadas, mientras este dispone de 152.3 × 72.8 × 8.3 mm con una de 5.7 pulgadas. La mayor diferencia proviene de que es algo más bajo pero más estrecho, lo que hará que se pueda agarrar mejor, y se agradece. El peso del teléfono es de 162 gramos.

328202 bytes 308715 bytes 396962 bytes 365165 bytes 391941 bytes 358767 bytes

En el lateral izquierdo hay una bandeja en la que se pueden incluir dos tarjetas nano-SIM además de una micro-SD simultáneamente, por lo que es también un aspecto positivo frente a los teléfonos con una de las bandejas SIM compartida con la micro-SD. El altavoz y el micrófono se sitúan en la parte inferior del teléfono, el primero de los cuales tiene buena potencia aunque pueda llegar a distorsionar un poco con el volumen alto. En la parte superior del teléfono se encuentra el conector de 3.5 mm, y Wiko proporciona unos auriculares de botón junto al teléfono.

490433 bytes 464943 bytes 482349 bytes 252781 bytes 396638 bytes 410924 bytes 319044 bytes 359707 bytes 308043 bytes 369523 bytes

El procesador incluido es un Snapdragon 430 de ocho núcleos, acompañado por 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento interno. En general es una buena combinación preliminar, pero quizás más propia de 2016, ya que en un teléfono de 230 euros habría sido preferible ver un Snapdragon 435 más moderno. En cuanto a la conectividad se limita a wifi 802.11 b/g/n —en la banda de los 2.4 GHz— y Bluetooth 4.2. Sí que dispone de OTG para conectarle periféricos, y la batería de 3000 mAh se recarga a través de un puerto micro-USB 2.0, proporcionándose un cargador de 7.75 W más cable USB tipo A a micro-USB con el teléfono

En este caso Wiko ha puesto más atención a la cámara frontal que la trasera, ya que es dual con sensores de 20 y 8 megapíxeles. La secundaria está orientada a permitir efectos de desenfoque. La cámara trasera se queda con unos meros 16 Mpx, aunque sea por lo general de más calidad que la frontal. Debajo de la cámara trasera se sitúa el lector de huellas dactilares, y debajo de este a su vez el logo de Wiko en relieve.

Rendimiento

CPU

Este teléfono incluye un procesador Snapdragon 430 de ocho núcleos a 1.4 GHz, que es suficiente para mover con fluidez la interfaz y aplicaciones cotidianas, pero está lejos de ser el más potente del mercado. Aun así es un buen procesador, y por ejemplo se puede comportar en ciertas situaciones igual que el Snapdragon 808 del Nexus 5X, aunque en tareas que sean monoproceso puede salir perjudicado. Los 4 GB de RAM serán una gran ayuda para la fluidez, aunque personalmente hubiera preferido 3 GB y un procesador mejor.

Geekbench 4, monohilo
iPhone 7
Apple A10 Fusion a 2.3 GHz
3302
iPad Pro 9.7
Apple A9X a 2.26 GHz
2960
Galaxy S7
Exynos 8890 a 1.6 GHz
1789
Huawei P9
Kirin 955 a 1.8 GHz
1729
Honor 8
Kirin 950 a 2.3 GHz
1718
Xiaomi Mi 5
Snapdragon 820 a 1.6 GHz
1620
Redmi Note 4
Helio X20 a 2.1 GHz
1573
iPhone 6
Apple A8 a 1.4 GHz
1557
Nexus 5X
Snapdragon 808 a 1.4 GHz
985
Wiko VIEW Prime
Snapdragon 430 a 1.4 GHz
698
Wiko Ufeel Prime
Snapdragon 430 a 1.4 GHz
643
Geekbench 4, multihilo
iPhone 7
Apple A10 Fusion a 2.3 GHz
5336
Honor 8
Kirin 950 a 2.3 GHz
5305
Galaxy S7
Exynos 8890 a 1.6 GHz
5203
Huawei P9
Kirin 955 a 1.8 GHz
4754
iPad Pro 9.7
Apple A9X a 2.26 GHz
4718
Redmi Note 4
Helio X20 a 2.1 GHz
4294
Xiaomi Mi 5
Snapdragon 820 a 1.6 GHz
3736
Wiko VIEW Prime
Snapdragon 430 a 1.4 GHz
2616
iPhone 6
Apple A8 a 1.4 GHz
2522
Nexus 5X
Snapdragon 808 a 1.4 GHz
2179
Wiko Ufeel Prime
Snapdragon 430 a 1.4 GHz
2068

Resulta más interesante ver el rendimiento en ejecución de JavaScript, que muestra que pese a esos ocho núcleos, el Snapdragon 430 se sitúa entre los procesadores de teléfonos más económicos, en torno a los 150 a 180 euros, y no en un teléfono de 250 euros aunque esté hecho de buen aluminio y tenga otras características destacables.

Kraken 1.1, más bajo mejor, en ms
iPhone 7
Apple A10 Fusion a 2.3 GHz
1119
iPhone 6
Apple A8 a 1.4 GHz
2282
Galaxy S7
Exynos 8890 a 1.6 GHz
2827
Xiaomi Mi 5
Snapdragon 820 a 1.6 GHz
2877
Honor 8
Kirin 950 a 2.3 GHz
2923
Huawei P9
Kirin 955 a 1.8 GHz
2970
Nexus 5X
Snapdragon 808 a 1.4 GHz
4637
Wiko U Feel Prime
Snapdragon 430 a 1.4 GHz
10279
Wiko VIEW Prime
Snapdragon 430 a 1.4 GHz
10359
Redmi Note 4
Helio X20 a 2.1 GHz
10659

GPU

La GPU del U Feel Prime es una Adreno 505, que otra vez llegamos a la situación de que es un procesador de gama media. Es una GPU sirve bien para jugar con la resolución elegida de pantalla de 280 PPP, y bastante mejor que el Wiko U Feel Prime que tenía mismo procesador y pantalla 1080p.

GFXBench T-Rex, OpenGL ES 2.0
Xiaomi Mi 5
Adreno 530, 1920x1080
57,2
Galaxy S7
Adreno 530, 2560x1440
52,1
iPhone 6
PowerVR GX6450, 1334x750
51
Galaxy S7
Mali T880,
48,9
Honor 8
Mali T880, 1920x1080
41
Nexus 5X
Adreno 418, 1920x1080
36
Wiko VIEW Prime
Adreno 505, 1440x720
23
Huawei P9
Mali-T880 MP4, 2560x1440
22,6
Idol 4
Adreno 510, 2560x1440
22,3
Wiko U Feel Prime
Adreno 505, 1920x1080
17
Redmi Note 4
Mali T880, 1920x1080
16
Moto G4 Play
Adreno 306, 1280x720
9,6
GFXBench Manhattan, OpenGL ES 3.0
Xiaomi Mi 5
Adreno 530, 1920x1080
33,5
iPhone 6
PowerVR GX6450, 1334x750
30,9
Galaxy S7
Adreno 530, 2560x1440
28,3
Honor 8
Mali T880, 1920x1080
18
Nexus 5X
Adreno 418, 1920x1080
15,3
Wiko VIEW Prime
Adreno 505, 1440x720
14
Huawei P9
Mali-T880 MP4, 2560x1440
11,1
Idol 4s
Adreno 510, 2560x1440
9,3
Redmi Note 4
Mali T880, 1920x1080
8,3
Wiko U Feel Prime
Adreno 505, 1920x1080
7,5
Moto G4 Play
Adreno 306, 1280x720
4,1
GFXBench Manhattan 3.1, OpenGL ES 3.1
Xiaomi Mi 5
Adreno 530, 1920x1080
23,8
Galaxy S7
Adreno 530, 2560x1440
15,3
Honor 8
Mali T880, 1920x1080
11
Nexus 5X
Adreno 418, 1920x1080
10,7
Wiko VIEW Prime
Adreno 505, 1440x720
10
Redmi Note 4
Mali T880, 1920x1080
7,9
Huawei P9
Mali-T880 MP4, 2560x1440
7,4
Idol 4s
Adreno 510, 2560x1440
5,1
Wiko U Feel Prime
Adreno 505, 1920x1080
4,8

Pantalla

La pantalla del VIEW Prime es su mayor reclamo, y uno que muchos no pasarán por alto. La tendencia actual de los teléfonos es a tener frontales con menor marco, y el formato elegido por las compañías es la relación de aspecto 18:9 (o 2:1). En este teléfono eso da una resolución de 1440 × 720 píxeles, lo que da una densidad de píxeles de 283 PPP. Son básicamente dos cuadrados de 720 × 720 píxeles que compañías como LG lo venden como lo mejor para tener más información mostrándose en pantalla.

Las esquinas de la propia pantalla están ligeramente redondeadas, y eso también le da un toque diferenciador y permite que se integre más con el diseño del teléfono. Una crítica que siempre he tenido hacia los botones virtuales frente a los físicos es que reducen la información que se ve en pantalla. Si yo pago por una pantalla de 5 pulgadas, quiero que sea de 5 pulgadas, no 4.7 o 4.8 quitando la botonera. En esta pantalla, eso no es un problema porque los botones virtuales quedan donde quedarían los botones físicos, y hay mucha más pantalla que en un teléfono normal.

El punto negativo de este diseño es que el lector de huellas dactilares pasa del frontal a la parte trasera, que es mucho menos práctico. Pero no se puede tener todo, hasta que no desarrollen lectores de huellas directamente integrados en las pantallas —que tampoco estará muy lejos—.

La pantalla se ve nítida, aunque no tanto como una de 300 o 320 PPP que habría sido lo recomendable, y en algunos momentos en la interfaz se puede notar que las cosas se ven pequeñas o no demasiado claras. Eso es más un problema del tamaño de letras elegido para la interfaz usada por Wiko que de la propia pantalla. Pero no es una pantalla que por calidad de colores vaya a defraudar, aunque no le habría venido mal un poco más de brillo —ronda los 450 nits— para verse perfectamente bien a plena luz del día.

202905 bytes 202478 bytes 216656 bytes 201025 bytes 218858 bytes

Wifi, LTE, GPS, almacenamiento y sonido

Este teléfono incluye wifi de tipo 802.11 b/g/n y es uno de los aspectos en los que Wiko suele recortar. Eso significa que, teniendo una sola ante de transmisión y recepción, la velocidad teórica máxima del teléfono será de 72 Mb/s estando el dispositivo al lado del enrutador wifi. A tres metros de distancia, la velocidad se sitúa sobre los 50 Mb/s —algo más de 6 MB/s—, que no está mal para las tareas de descarga de aplicaciones, subida de fotos y similares, pero será lento para pasar por wifi archivos al teléfono —y teniendo en cuenta que tiene 64 GB de almacenamiento, puede frustar a algún que otro usuario que lo quiera para ver series y películas—.

iPerf 3, en Mbps
Redmi Note 4
1x1 802.11 ac 5 GHz
325
iPhone 6
1x1 802.11 ac 5 GHz
277
Honor 8
1x1 802.11 ac 5 GHz
238
Nexus 5
1x1 802.11 b/g/n 5 GHz
130
iPhone 6
1x1 802.11 b/g/n 5 GHz
129
Honor 8
1x1 802.11 b/g/n 5 GHz
124
Wiko U Feel Prime
1x1 802.11 b/g/n 2.4 GHz
52
Wiko View Prime
48
Redmi Note 4
1x1 802.11 b/g/n 2.4 GHz
35,4

El teléfono no tiene problemas de recepción de señal LTE o cobertura, y se escucha generalmente bien. Utiliza las bandas 1, 3, 7 y 20, las más frecuentes en España, por lo que salvo que se vaya a pueblos o ciudades pequeñas debería haber cobertura siempre de LTE. No he notado problemas con el uso del sistema de GPS, con los habituales errores de unos metros como máximo habituales de esta tecnología.

En el apartado del almacenamiento, Wiko también suele incluir almacenamiento más rápido para dar mayor fluidez al dispositivo. Es una buena combinación con el procesador y memoria, y algunas marcas suelen abaratar costes en el almacenamiento, lo que lleva a tiempos de carga lentos de aplicaciones. Eso no ocurre en este teléfono, y los valores de Androbench al respecto son buenos.

Androbench, lectura-escritura secuencial
Galaxy S7
439
145,7
Huawei P9
281
72,2
Wiko View Prime
277
200
Honor 8
276,6
76,7
Wiko U Feel Prime
264,8
137,2
LG G4
251
153
Nexus 5X
245,2
98,7
Redmi Note 4
172,8
43,2
Nexus 5
104,5
40,1
Lectura en MB/s Escritura en MB/s
Androbench, lectura-escritura aleatoria
Galaxy S7
101
16,1
Wiko View Prime
52,5
6,55
Wiko U Feel Prime
49,6
9,3
Honor 8
39
47,1
Huawei P9
39
47,5
LG G4
31,5
15,1
Nexus 5X
24,8
12,2
Redmi Note 4
21
5,4
Nexus 5
13,5
4,2
Lectura en MB/s Escritura en MB/s

El lector de huellas es rápido, pero requiere cierto tiempo de aclimatación al estar situado detrás del teléfono. Usarlo con el teléfono cara arriba en la mesa es imposible, y por eso lo veo como la peor ubicación para un lector de huellas. Eso por no contar que muchas veces se va el dedo a la lente de la cámara, aunque por la disposición incluida en este teléfono es poco probable que ocurra. No es el lector de huellas más rápido, y puede requerir el reescaneo de la huella porque sí he notado que alguna que otra vez falla el lector si no se ha hecho una correcta configuración de la misma.

Autonomía

El teléfono incluye una batería de 3000 mAh, y es ya casi un estándar para la gama media. Junto con la versión de Android 7.0, la autonomía la sitúa por encima de un uso medio, o unas 10 horas de uso de pantalla a 200 nits reproduciendo vídeos. Es una autonomía que se puede considerar buena, salvo que se sea del tipo de usuarios que tiene las 24 horas del día la pantalla encendida. Para un usuario normal que le dé un uso moderado de dos o tres horas de pantalla al día, puede aguantar perfectamente dos a tres días.

Se suministra con un cargados de 7.75 W, que puede resultar un poco insuficiente para recargarlo rápidamente, ya que no dispone de ningún sistema de recargar rápida implementado. Aun así, se tarda en torno a una hora para recargar la mitad de la batería, y algo más de dos horas y media para recargarla completamente.

Cámaras

La cámara trasera es de 16 megapíxeles, y proporcina una buena calidad de imagen cuando hay buena luz. No es la más rápida en cuanto al autofoco, pero hace bien su función. Tiene tendencia a sacar los colores más saturados de lo que se verá en la realidad, aunque menos de lo que pueda aparentar en la propia pantalla del teléfono. Si se ven las fotografías en un monitor profesional, son mejores de lo que en principio podría parecer, y por tanto son totalmente aprovechables para el álbum.

1415955 bytes 1611432 bytes 5019837 bytes

En interiores tiene tendencia a introducir cierto nivel de ruido y los colores un poco apagados, pero eso se puede corregir rápidamente con la activación del flash. El uso del modo HDR es algo errático, y aunque es preferible dejarlo puesto por defecto, hay en situaciones que puede saturar también más de lo debido la imagen.

1733497 bytes 1359751 bytes 1587852 bytes 2108863 bytes 2027938 bytes

La cámara frontal cuenta con un sensor principal de 20 Mpx, así como uno secundario de 8 Mpx orientado a realizar desenfoques. Los resultados no son buenos en ese desenfoque, ya que el algoritmo que usan puede no entender bien qué son caras y qué no, y además no detecta bien el recorte de las mismas, por lo que pueden aparecer enfocadas las caras, pero también una buena parte de lo que tengan a su alrededor, dando un mal resultado visual.

Las opciones de la cámara van un paso más allá de las habituales, pero tampoco se distancia mucho de lo que se puede encontrar en otros teléfonos. Dispone de un modo profesional en el que se pueden ajustar manualmente parámetros como el ISO, la exposición o el punto blanco, así como un modo específico para los autorretratos o selfis de embellecimiento de imagen.

160907 bytes 122721 bytes 974830 bytes 205641 bytes 694599 bytes 827753 bytes

Software

El VIEW Prime incluye preinstalado Android 7.1.2 con el lanzador de aplicaciones de Wiko, y una serie de aplicaciones adicionales como es costumbre en todos los fabricantes. El sistema funciona fluido, y ayuda sin duda los 4 GB de RAM que tiene el teléfono, de los que suele haber libres al menos 2.8 GB para las aplicaciones del usuario. De los 64 GB de almacenamiento interno, hay libres en un principio unos 56 GB.

Wiko suele añadir una serie de aplicaciones de serie que no siempre resultan útiles o deseables, y es lo que se suele entender por bloatware o aplicaciones basura. Estas aplicaciones reemplazan las que vienen por defecto en Android, y se puede decir que hay aplicaciones que piden permisos extraños para lo que tienen que hacer. ¿Para qué puede necesitar la aplicación de Tiempo el acceso al registro de llamadas?

Aun así, casi todas estas aplicaciones basura se pueden desinstalar, y otras pueden resultar útiles. No me gusta de los teléfonos de Wiko que tienen una cierta tendencia a hacer casi obligatorio el registro de una cuenta de usuario específico para los servicios de la compañía. Se pueden ignorar las notificaciones, pero seguirán apareciendo de manera recurrente hasta el hartazgo, aunque sea cada pocos días.

Pero una vez que se dedique un rato a eliminar aplicaciones innecesarias y a configurar el dispositivo, el teléfono quedará en un estado más que decente de uso, fluido y con actualizaciones continuas. No lleva mucho el dejarlo al gusto de cada uno, y al fin y al cabo es algo que hay que hacer en cualquier teléfono que se compre.

Conclusión

Wiko ha mejorado notablemente sus teléfonos de gama media con el VIEW Prime. Dispone de un diseño cuidado, y al que la pantalla 18:9 le beneficia enormemente. Es muy agradable de sujetar, aunque la parte trasera sea un imán de las huellas. Dispone de todo lo que se puede pedir en un teléfono de gama media, y más, con su procesador Snapdragon 430, 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento.

La cámara trasera saca buenas fotos, aunque sature un poco más de la cuenta los colores, si bien las captura con buena calidad de detalles y de bordes, sin excesivo ruido de por medio. Las fotos con poca luz se le resisten, pero es lo habitual en este tipo de teléfonos, aunque podrían haberle dado un empujoncito adicional. La cámara frontal dual, otro de sus reclamos, también dispone de buena calidad general, pero el desenfoque no pasa de mediocre, a pesar de las opciones de la aplicación de cámara. Podrían haberle puesto una cámara frontal normal al teléfono de 13 Mpx y haber mejorado algún otro aspecto —procesador, wifi, sonido—, y habría resultado un teléfono mucho más equilibrado.

Pero en general, teniendo en cuenta que tiene una buena autonomía, y que en realidad el hardware incluido está bastante bien, no se le pueden poner muchas pegas, ni siquiera en su PVP de unos 230 euros actual.

Puntuación

7.8

sobre 10

Lo mejor

  • Amplia pantalla para ver más contenido.
  • El diseño del teléfono, en aluminio con pantalla con pocos marcos, es muy bueno.
  • Buen rendimiento y almacenamiento.

Lo peor

  • Mucha aplicación basura preinstalada.
  • La cámara satura más de la cuenta los colores.
Pantalla
7.5
Rendimiento
8
Cámaras
7.5
Batería
7.5
Diseño
8