Google está tomando la iniciativa a la hora de mejorar la seguridad en Android, pero lo va a hacer a costa de una de sus características para los manitas. Empezando por Netflix, Google ahora permite que los desarrolladores puedan evitar la instalación de sus aplicaciones en ciertos dispositivos, según las necesidades de los desarrolladores.

Una de las actualizaciones que han llegado a la consola de desarrolladores de Play Store es poder elegir entre dos tipos de bloqueos de dispositivos. El primero afecta solo a aquellos que no superan las pruebas de integridad básicas del sistema operativo. El segundo es la posibilidad de bloquear a los dispositivos que no cuenten con la certificación de Google.

Aun así, aunque no se pueda instalar desde la Play Store, se puede seguir instalando mediante la descarga del APK desde sitios de terceros y realizando la instalación manualmente, con los riesgos que entraña. Pero al menos es un primer paso por parte de Google para fortalecer la seguridad en la descarga de aplicaciones y su ejecución.

/storage/geek/posts/2017/05/19/captura_de_pantalla_2017-05-19_a_las_17.13.46.png
Ampliar t

Vía: Tech Spot.