Tesla presentó el año pasado Powerwall, una batería para los hogares con los que poder almacenar la energía procedente de paneles solares y la red eléctrica en horas valle. La vertiente para empresas es Powerpack, y gracias a la gigafactoría que está empezando a funcionar en Nevada ha conseguido un contrato con el estado de California para crear una instalación de almacenaje de energía.

La instalación tendrá que almacenar entre 20 y 80 MWh para hacer frente a las demandas puntuales de energía que se producen de manera repentina en las horas de máximo consumo. Se construirá cerca de la subestación Mira Loma de la compañía eléctrica Southern California Edison.

Con la energía almacenada en esta instalación, el gobernador de California y su equipo creen que no será necesario crear nuevas estaciones eléctricas, reduciendo el impacto medioambiental y la dependencia de la región en el gas natural. El almacenaje de la electricidad se hará en horas valle, momento en el que hay producción suficiente para recargar las baterías. Junto a Tesla, California también ha contratado a otras empresas para crear instalaciones similares en diversos puntos del estado.

Vía: The Verge.