El éxito de las tarjetas gráficas Pascal ya se ha hecho notar en los ingresos de Nvidia, que no ha tenido mayores problemas a la hora de afirmar que lleva invertidos más de 10.000 millones de dólares en I+D+i en Pascal y sucesoras. Todo ese dinero tiene por objetivo mejorar al máximo una arquitectura sólida, pero que en su sucesora, Volta, el último rumor apunta a que modernizarían los SM (multiprocesadores de flujos de datos).

Los SM son la pieza troncal de las arquitecturas de Nvidia, y Pascal realizó los suficientes cambios como para reducir su consumo y permitir un mejor aprovechamiento de los sombreadores. Los cambios introducidos permitirían reducir aún más el consumo de las tarjetas según los últimos rumores procedentes de la red china Baidu, y un supuesto filtrador de buena reputación.

Junto con la reducción de consumo llegaría un aumento muy importante de rendimiento, lo que llevaría a que Nvidia pusiera todavía más distancia con AMD en ambos terrenos. Todo basándose en los nuevos SM, por lo que podría suponer de entrada que se trataría de hacer que el funcionamiento de los sombreadores asíncronos se hiciera por hardware y no mediante los controladores GeForce. Esta generación se tiene que centrar totalmente en mejorar el soporte a DirectX 12 y Vulkan.

Es probable que Volta llegue a finales de 2017, ya que se trata de una arquitectura que también llegaría a 16 nm y Nvidia se puede estar centrando simplemente en mejorar la arquitectura y no tanto los procesos de producción.

Vía: WCCFTech, Fool.