Con nada más y nada menos que 200 millones de dólares (153 millones de euros) en su primer fin de semana en los EE.UU (se estrenaba el viernes 4 de mayo, más tarde que en España), se convierte en la película más taquillera de la historia... y con diferencia. El anterior récord lo tenía Harry Potter y las Reliquias de la muerte 2, con 169,2 millones de dólares.

Estiman que los ingresos generados en estas casi dos semanas que lleva en cartelera en todo el mundo (se estrenó el 25 de mayo) ascienden a 641.8 millones de dólares (unos 460 millones de euros). Como indica Marvel en su comunicado, la sequela del Capitán América llegará el 4 de abril de 2014 a los cines (El primer Vengador recaudó 370 millones de dólares en todo el mundo), de Thor en 15 de noviembre de 2013 (la primera recaudó unos 450 millones de dólares) y, la que más me interesa, la tercera parte de Iron Man el 3 de mayo de 2013 (1200 millones de dólares entre las dos primeras entregas de la saga).

En España, el primer fin de semana recaudó 5,4 millones de euros (estrenada aquí el 27 de abril) y se espera que pueda alcanzar unos ingresos de 16 millones de euros, convirtiéndose en uno de los mayores éxitos.

Sin duda es la mejor película de superhéroes que se haya hecho jamás, y podéis leer la crítica que hicimos sobre la película en uno de los preestrenos hace ya casi un mes.