Acer continúa con las presentaciones de nuevos equipos para el otoño con el interesante y curioso Swift 3x. Es interesante porque es un equipo con hasta un procesador Core i7-1165G7 con gráfica integrada Iris Xe G7, y es curioso porque hay una opción de gráficas dedicadas Iris Xe MAX. Me gustaría decir más sobre ellas pero no han sido presentadas formalmente, aunque la propia web de Intel tiene referencias a ellas en sitios como la descarga de controladores.

Sea como sea, el equipo se podría catalogar como una ultraportátil, con un peso de 1.37 kg. Tiene una pantalla de 35.5 cm de diagonal (14 pulgada) con resolución de 1920 × 1080 píxeles y cubre el 72 % de la escala de color NTSC que es el 99 % de la sRGB. Tendrá hasta 16 GB de LPDDR4X a 4266 MHz, y unidades de almacenamiento que son hasta 512 GB de Optane y 1 TB de PCIe.

La conectividad es la habitual en los equipos de procesador Tiger Lake. Incluye un Thunderbolt 4, un USB 3.1 tipo C, un USB 3.1, uno de audio de 3.5 mm de cuatro polos y un HDMI. La batería es de 58.5 vatios-hora (Wh) y permite una autonomía de hasta 17 horas. Incluye un lector de huellas dactilares en la parte derecha y debajo del teclado.

Este equipo parte de los 849 euros y se pone a la venta en España a partir de noviembre. En EE. UU. se pone a la venta en diciembre desde los 899 dólares, y en China este mismo octubre desde los 4999 yuanes.