Las marcas blancas en el sector de la tecnología abundan, y entiéndase por ello aquellos que compran un producto a un fabricante de productos genérico y le ponen su logo. Amazon y otras webs de venta están llenas de ellas, y entre todas está Vigorun. Y al mencionar esa, podría mencionar una infinidad de otras que ofertan sus productos como si fueran una tienda de todo a cien. Pero debido al bajo precio que tienen suscitan a la vez interés y rechazo.

Los auriculares TWS-V5 encajan dentro de estos productos genéricos, si bien aparecen con el sello de Vigorun en el modelo que he recibido para analizar. No suelo hace mucho caso a este tipo de productos, porque me los ofrecen todo el tiempo y no me merece mucho la pena el dedicarles tiempo, aunque al analizar los TicPods Free de Mobvoi, excelentes desde todos los puntos de vista, quería ver qué ofrecía el mercado de los pinganillos en la parte baja de los precios.

TWS-V5 de Vigorum
ConexiónBluetooth
Respuesta en frecuencia20 a 20 000 Hz
Transductores5.8 mm
Impedancia16 Ω
Sensibilidad91 dB ± 3 dB
Batería auricular60 mAh
Batería de la caja de transporte500 mAh
PVPRunos 36 euros

La presentación del producto no es mala. Los dos pinganillos Bluetooth vienen en una caja de pequeño tamaño, la cual actúa como cargador, y tiene una batería de 500 mAh. Tiene un botón específico para encender o apagar la recarga de los pinganillos, y tiene un indicador de tres ledes azules con el nivel de carga de la propia caja. Al activarla, los auriculares mostrarán una luz roja si están cargando y azul cuando terminen de cargar. La recarga de la propia caja se realiza mediante una conexión micro-USB, y se incluye un corto cable micro-USB a USB con el producto.

En la caja negra en la que se venden los auriculares se incluyen varias puntas de silicona de distintos tamaños, así como un pequeño adaptador de recarga para los auriculares de manera indpendiente a la caja de transporte para un único auricular. Es un punto a favor, si bien puede ser también indicativo de que la calidad de la caja de recarga, o los contactos, no son los ideales. De hecho, me ha ocurrido que, de vez en cuando, el auricular izquierdo no hace bien el contacto dentro de la caja y por tanto no se recargan. Se soluciona apretando un poco más y asegurándose de que hace bien el contacto, pero resulta algo poco práctico. Si llevas encima la caja y los auriculares, pensando que están cargándose, resulta que el izquierdo no lo está, podría hacer que te quedaras sin sonido estéreo.

491053 bytes 426515 bytes 382436 bytes 524304 bytes 210503 bytes 199759 bytes 494565 bytes 445942 bytes 511790 bytes 525474 bytes 536717 bytes 305968 bytes 311899 bytes 252547 bytes 225029 bytes 246670 bytes

El diseño de los pinganillos es algo grande, pero nada atípico. Se venden en color negro, y tienen un botón que, al mantenerlo apretado, se encenderán. El agarre es por lo general bueno, y deberían quedarse en su sitio incluso al salir a correr, aunque no se hace referencia a que sean a prueba de sudor, lo cual puede resultar un problema para hacer ejercicio.

El emparejamiento de los auriculares se hace sin problemas al encender ambos pinganillos, dejando un momento para que se sincronicen entre ambos, y después aparecerán como «TWS-V5» en el listado de conexiones Bluetooth disponibles.

0_img_3539.jpg

La calidad del sonido depende bastante de lo que se escuche. Mirando las características técnicas, incluyen unos transductores de apenas 5.8 mm, con una sensibilidad de 91 dB y 16 Ω de impedancia, que para dispositivos móviles puede ser algo bajo si bien será más apto para dispositivos con menor potencia y por tanto puede generar menos volumen máximo. Aunque, siendo unos pinganillos, tampoco se necesita que el volumen pueda alcanzar niveles muy altos. Estos parámetros tampoco es que se sean indicativos de su calidad del sonido, porque faltarían otros para saber en qué sector andan.

Por tanto, y ya entrando en su uso, la calidad del sonido es bastante dispar. Tiene tendencia a introducir algo de ruido con los sonidos agudos, mientras que los graves se oyen en general bien. Hay algo de ruido de fondo propio de la conectividad Bluetooth, pero tampoco se puede decir que tengan una gran calidad de reproducción de música.

Los auriculares incluyen micrófono, por lo que se pueden usar para responder llamadas, y también permiten la reproducción y pausa de la canción que se esté escuchando. No he notado problemas en estos apartados. En cuanto a la duración de la batería, haciendo uso de la conexión Bluetooth 4.2 que tienen, duran en torno a las dos horas, tres como muchísimo, y eso según el nivel de volumen al que se escuchen. La carga no es especialmente rápida, requiriendo sobre las dos horas, por lo que más vale tenerlos siempre cargados.

En general con una calidad de sonido suficiente aunque no sea una maravilla, con una autonomía decente aunque baja, un diseño suficientemente atractivo, que se ajustan bien al oído, y decentes para el precio que tienen. Pero si quieres algo perdurable y con buena calidad de sonido, tendrás que mirar en otra dirección.

Puntuación

6.5

sobre 10