Durante el verano surgieron noticias de un chip personalizado fabricado por AMD para un mini-PC chino que tenía aspiraciones de consola. Ese chip consistía en cuatro núcleos físicos con multihilo a 3 GHz y una unidad gráfica de 24 unidades de cómputo a 1300 MHz, lo que la debería poner en la línea de potencia de Core i7-8709G, y por tanto algo por encima de la potencia de una GTX 1050 Ti. El mini-PC era el Z+, de la compañía Zhongshan Subor, y ahora han empezado a verse pruebas de rendimiento de ese procesador.

En un vídeo aparece información y el detalle del Z+, un mini-PC, y que se ve al menos que en Time Spy y Fire Strike Extreme, pruebas de 3DMark, tiene una potencia entre la GTX 1050 Ti y la GTX 1060 de 3 G. Esa mejora está motivada por la mayor frecuencia respecto a la Vega 24 del Core i7-8709G en torno a 100 MHz. En Digital Foundry también han tenido acceso a este mini-PC.

Teniendo en cuenta que ahora, ya sí, parece que AMD está llevando los chips Vega a distintos procesadores para crear unas unidades de procesamiento acelerado o APU con mucha potencia gráfica de lo que ha proporcionado hasta ahora para equipos de sobremesa.

wffxliomirq6eduk.jpg

Vía: TechPowerUp.