Intel ha apostado en los últimos meses por mejorar la visibilidad de su línea Optane de SSD y módulos de memoria caché para otro almacenamiento. Con los Coffee Lake de abril llegaron modelos Core+ que se vendían junto a una memoria Optane de 32 GB, y tomará otras medidas publicitarias a lo largo del año. Pero mientras tanto, también está mejorándolos con nuevos modelos como el Optane M10.

Esta memoria caché va a estar disponible en módulos en formato M.2 2280 en capacidad de 64 GB, utilizando una conexión PCIe 3.0 ×2 y un protocolo NVMe 1.1 de comunicación. Aunque tenga solo dos pistas PCIe, son suficientes para la tarea de acelerar el funcionamiento de un disco duro o una SSD normal, aunque en este último caso la mejoría apenas se note.

Es un complemento a los actuales módulos de 16 y 32 GB de memoria Optane, mejorando ligeramente la velocidad de lectura y sustancialmente la de escritura, que pasa de los 290 MB/s a 640 MB/s, y de 65 000 IOPS a 140 000 IOPS. El consumo sube ligeramente a 3.75 vatios, y la durabilidad se duplica hasta los 365 TB.

El precio de esta memoria es de 144 dólares. Es una tecnología que todavía es nueva y que tiene mucho, pero mucho que bajar de precio para ser realmente interesante para el consumidor.

64 GB32 GB16 GB
Lectura secuencial1450 MB/s1350 MB/s900 MB/s
Escritura secuencial640 MB/s290 MB/s145 MB/s
Lectura aleatoria250 KIOPS240 KIOPS190 KIOPS
Escritura aleatoria140 KIOPS65 KIOPS35 KIOPS
Latencia de lectura6.75 µs7 µs8 µs
Latencia de escritura18 µs18 µs30 µs
Consumo activo3.75 W3.5 W3.5 W
Consumo en reposo8 mW1 W1 W
Durabilidad365 TB182.5 TB182.5 TB
PVPR144 $77 $44 $

Vía: AnandTech.