HMD Global ha hecho un buen trabajo durante 2017 para llevar otra vez al mercado a los teléfonos de marca Nokia, aunque son mucho más parecidos al iPhone que a los teléfonos con Windows que produjeron en los últimos años. 2018 empieza con la renovación del gama media Nokia 6, con un cambio importante de cara a su tamaño, ya que mueve el lector de huellas dactilares a la parte trasera, elimina los botones físicos, y el tamaño es algo más pequeño, pasando de154 × 75.8 × 7.85 mm a 148.8 × 75.8 × 8.15 mm.

El diseño externo se mantiene similar, con aluminio y bordes redondeados, en la línea de la mayor parte de los teléfonos que llegan al mercado. El procesador ha sido actualizado de un Snapdragon 430 a un Snapdragon 630, que si bien ambos son de ocho núcleos, los de este último alcanzan los 2.2 GHz en vez de los 1.4 GHz del primero. La GPU también mejora de una Adreno 505 a una 508, que será mejor para mover la pantalla de 5.5 pulgadas FHD que incluye.

Comparativa de versiones del Nokia 6
Nokia 6 (2018) Nokia 6
Pantalla 5.5" 5.5"
Resolución 1920 × 1080 px 1920 × 1080 px
Procesador Snapdragon 630 Snapdragon 430
Memoria 4 GB 3 GB
Almacenamiento 32 GB 32 GB
Batería 3000 mAh 3000 mAh
Cámaras (tr./fr.) 16 Mpx/8 Mpx 16 Mpx/8 Mpx
Tamaño 148.8 × 75.8 × 8.15 mm 154 × 75.8 × 7.85 mm
Peso 172 g 169 g
Extras micro-SD,
doble SIM,
lector de huellas,
USB tipo C
micro-SD,
NFC,
lector de huellas
Precio 110  EUR

El resto de las especificaciones se mantienen más o menos similares, con la excepción de incluir un conector USB tipo C para recarga y transferencia de datos. Cuenta con una batería de 3000 mAh, wifi 802.11 b/g/n, Bluetooth 5.0, una cámara trasera de 16 Mpx y una frontal de 8 Mpx, lector de tarjetas micro-SD, 4 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento, con opción de 64 GB. Llega con Android 7.1.1 preinstalado, y la promesa de que se actualizará a Android 8.0 Oreo.

El precio del modelo de 32 GB es de 1499 yuanes o unos 191 euros al cambio directo sin impuestos, y se pone a la venta el 9 de enero.