Nokia y BlackBerry también han tenido su buena ración de roces, aunque no solamente en el terreno del uso no autorizado de patentes, terreno en el cual BlackBerry asegura que Nokia viola 11 de sus patentes. También mantienen disputas en el precio a pagar por el uso de varias patentes, y finalmente se ha resuelto de manera poco satisfactoria para BlackBerry.

La compañía tendrá que pagar 137 millones de dólares a Nokia debido a que estimaba que no se había pagado lo suficiente por el uso de un contrato de patentes. Nokia llevo el caso a la comisión de arbitraje del la Cámara Internacional de Comercio (ICC) de Canadá.

BlackBerry ha indicado que «está decepcionada por la decisión de la Corte de Arbitraje de no estar de acuerdo con nuestros argumentos en este caso, pero aceptamos su decisión. Esta resolución no afecta a la afirmación de BlackBerry de que Nokia está infringiendo nuestra propiedad intelectual y continuaremos persiguiendo medidas legales tanto en EE. UU. como en Alemania».

Vía: EnGadget.