El sector de los dispositivos vestibles es uno que no es demasiado grande pero que gracias a Apple y su Watch ha conseguido bastante más visibilidad entre el consumidor. Pero gracias a la tercera iteración del reloj inteligente, esta vez con conectividad LTE, ha conseguido llamar la atención del usuario medio, impulsando nuevamente sus ventas. Con ello, la firma Canalys estima que las ventas de este Watch 3 ascendieron a 800 000 unidades en el tercer trimestre debido a falta de producción, o un total de 3.9 millones de unidades entre todos los modelos que tiene la compañía a la venta.

Apple se lleva en torno al 23 % del mercado, seguido por Xiaomi con el 21 %, Fitbit con el 20 % y a distancia se encuentran Huawei y Samsung con el 6 y el 5 % del mercado respectivamente. Las ventas totales de vestibles en el trimestre fue de 3.9 millones de unidades, que es un aumento del 39 % respecto al mismo periodo de 2016.

Las expectativas de ventas de Apple son muy altas en el último trimestre del año, ya que además anunció que podría alcanzar unos ingresos de 85 000 millones de dólares, desbordando cualquier previsión realizada por los analistas. Parte del éxito serán los servicios tipo Apple Music, pero también productos minoritarios como el Watch 3, los complementos y sobre todo las ventas del excesivamente caro iPhone X de 1150 euros.

/storage/geek/posts/2017/11/14/screenshot-2017-11-14-16-08-18.png
Ampliar t

Vía: TechCrunch.