Dentro de la variedad de ratones para juegos que tiene Razer en su catálogo, hay uno específico para los que prefieren los MMORPG sobre otros tipos de juegos. El Naga Chroma es un modelo más de la serie Naga, que se caracteriza por dispone de un teclado de doce teclas en su lateral izquierdo —o en el derecho, porque también hay ratones Naga para zurdos—.

El ratón se vende en una caja sencilla, con tapa para verlo de cerca antes de comprarlo. En el interior también incluye lo mínimo, que es el manual de instrucciones, la garantía, las habituales dos pegatinas del logo de Razer, y el ratón. Por el producto que es no necesita más, pero la presentación está suficientemente bien cuidada, como es habitual en los productos de Razer.

El ratón tiene un tamaño de 119 × 75 × 43 mm y pesa 135 g. Dispone de una rueda central con clics laterales, dos botones inmediatamente debajo de ella, y las doces teclas adicionales del teclado en el lateral izquierdo. Estas teclas están dispuestas en cuatro hileras de tres, y son asimétricas, tanto de tamaño como de posición, para que se pueda sentir rápidamente con el pulgar qué tecla se está tocando.

Debido a ese teclado, es mejor usar el ratón con la palma, ya que su uso con el pulgar requiere de un agarre más firme de lo normal del ratón. No me siento nada cómodo con él si lo uso con las yemas, y con el tipo garra hace que se pierda la ubicación del pulgar dentro del teclado fácilmente. Con el agarre con palma, la mayor parte del pulgar está sobre todas las teclas en un momento dado y resulta más fácil localizar y pulsar una tecla en concreto.

Incluye un cable de 1.8 m recubierto de tela trenzada, lo que le da una sensación de calidad. La superficie está hecha de un plástico de tacto agradable, con acabado mate negro. En la parte derecha del ratón hay una zona de goma para mejorar el agarre.

Los sensores utilizados por Razer son láser, diseñado por la compañía, y en este caso incluye el de quinta generación. Proporciona una sensibilidad de 16 000 PPP, con una velocidad de desplazamiento de 210 PPS y una aceleración de 50 G. Funciona sin problemas sobre superficies opacas homogéneas sin necesidad de alfombrilla, como la mesa totalmente negra sobre la que tengo el PC.

Programa de gestión Synapse 2.0

La aplicación Synapse 2.0 es el centro neurálgico para la gestión de los periféricos de Razer. En el caso concreto del Naga Chroma, se puede utilizar para personalizar cada uno de los botones del ratón, lo que incluye asignar acciones concretas a cada botón del teclado numérico, por ejemplo una combinación de tecla, macro, o acción multimedia como reproducción o subir el volumen.

La sensibilidad del ratón se puede ajustar tanto en el eje x como en el y, así como la aceleración. Un sensor de 16 000 es más de lo que la mayoría de los usuarios necesitará, y ajustarlo a algo en la órbita de los 2200 a 3200 PPP será suficiente, con una aceleración de 1 a 5, dependiendo del tipo de monitor o monitores usado. La tasa de muestreo se puede modificar entre 100, 500 y 1000 Hz.

La iluminación se puede personalizar hasta cierto grado con efectos prefijados, o por ejemplo un color estático. También se puede modificar cada zona de iluminación individualmente, y son la zona de la rueda, la del teclado del pulgar, y la del logo de Razer en el reposapalma. Entre las características adicionales se encuentra la creación de mapas de calor para ver en los juegos por dónde se desplaza el ratón y las pulsaciones de teclas que se hacen. Es el software más completo de características de las distintas compañías de periféricos para jugar/gaming.

120818 bytes 137211 bytes 129653 bytes 116889 bytes 104325 bytes 102620 bytes 129023 bytes 103844 bytes 210263 bytes

Un ratón excelente para los MMO

El sector de los ratones con teclado lateral no es muy extenso, pero siempre llegan nuevos modelos al mercado de las distintas compañías de periféricos. Suelen ser más caros que otros modelos de características similares, sobre todo por ese teclado que llevan, pero también porque no se venden tanto como otros. Tener doce teclas adicionales no suele salirle rentable a muchos usuarios, salvo que realmente quieras sacarles partido.

Para los MMO, la posibilidad de mapear a estas teclas diversas macros es interesante, y para el uso dentro del sistema operativo también. Se le puede asignar acciones de reproducción multimedia y control de volumen o micrófono, y atajos habituales de ciertos programas. Esa versatilidad lo convierten en un ratón muy especial para este tipo de juego.

Entrando a valorar su uso, la forma del ratón es muy ergonómica, aunque igual es un poco más pequeño de lo que a muchos con la mano grande les gustaría. Todo es cuestión de reentrenar la forma de usar los ratones, porque la tendencia va a poner en el mercado ratones de tamaño normal, y en algunos casos tirando a pequeños. El Naga Chroma tiene un tamaño más que adecuado, tanto de altura con de longitud, y se utiliza cómodamente.

Las almohadillas inferiores cumplen a la perfección su función de permitir su deslizamiento sin trabas. No se desliza tan sin querer como los modelos más recientes de la compañía, pero tampoco se queda trabado. Acompaña muy bien al sensor que incluye que, pese a ser de 16 000 PPP, puede ser de más calidad de la que realmente necesitaría un ratón de este tipo. Pero aun así es un sensor de altísima calidad, que le da muy buena precisión, y configurable al gusto y necesidades de cada uno, que también lo convierte en más que apto en el resto de tipos de juegos.

Puntuación

9.1

sobre 10

Lo mejor

  • Alta configurabilidad de los botones.
  • Versátil para MMO.
  • Cómodo de usar.

Lo peor