Lian Li, bastante conocido por sus cajas con ese toque prémium que les da el estar hechas de aluminio, ha presentado la PC-Q38. Es más bien un cubo de pequeño tamaño si se compara con una semitorre, pero aun así será algo más grande de lo que le gustaría a ciertos usuarios que buscan cajas compactas para placas mini-ITX —el único formato de placa base que admite—.

Mide 295 × 180 × 372 mm (al. × an. × pr.) y pesa 2.5 kg. Dispone de una ventana lateral, aunque las patas del equipo se pueden quitar para poder ponerlo tumbado sobre la mesa, o que parezca un mueble más del salón, por ejemplo. Se pueden instalar dos unidades de 2.5 pulgadas y otra de 3.5 pulgadas en su interior. Dispone de puntos de anclaje para dos ventiladores de 120 mm en la parte superior, adaptados para refrigeración líquida.

Usa una fuente de tipo SFX, y se puede instalar un disipador de hasta 140 mm de altura y una tarjeta gráfica de hasta 315 mm de longitud. En la parte superior frontal tiene dos puertos USB 3.0 y dos conectores de audio de 3.5 mm.

Vía: Guru3D.