El presidente de Netflix, Reed Hastings, acaba de anunciar que ha creado un fondo, el Hasting Fund, para causas educativas, con una dotación de 100 millones de dólares.

El presidente del fondo no será él, sino Neerav Kingsland, quien distribuirá los fondos. Las primeras donaciones han ido para United Negro College Fund y Hispanic Foundation of Silicon Valley, por un importe de 1,5 millones de dólares, para apoyar la educación universitaria de negros y latinos.

Tanto Hastings como su esposa firmaron el llamado Giving Pledge, por el cual se comprometían a donar a causas benéficas la mayor parte de sus haberes. Que haya optado porque vayan en un principio a educación no es una sorpresa, al haber sido presidente de la Junta de Educación del Estado de California durante cuatro años.

Vía: EnGadget.