Las energías renovables van teniendo cada vez más peso en el suministro eléctrico de las grandes compañías, como forma de colaborar con el medioambiente y de abaratar la factura eléctrica. Amazon ha sido la última en entrar en este sector.

La compañía de Jeff Bezos acaba de anunciar que construirán en el estado de Virginia un huerto solar de 80 megavatios, lo cual es capacidad suficiente para cubrir las necesidades energéticas de 15.000 hogares. Sin embargo, es poco probable que se dedique fines domésticos, pues la idea es que se encargue de alimentar los centros de datos de la compañía. Se espera que esté operativa en octubre del año que viene.

A parte del huerto solar, la compañía va a construir un parque eólico de 150 megavatios en Indiana, cuyos trabajos comenzarán el próximo enero. Y quien sabe, si esto sale bien, no sería de extrañar que tarde o temprano viéramos un Amazon Power para empresas y usuarios residenciales.

Vía: The Verge.