La compañía china Leshi Television (LeTV) no comenzó con buen pie la presentación de su nuevo teléfono, Le Superphone. La compañía comparó hace dos semanas a Apple con el nazismo a través de un póster que mostraba a un Tim Cook con bigote hitleriano con una banda en el brazo con el logo de la compañía.

Hay ciertas bromas que no hacen mucha gracia, sobre todo teniendo en cuenta que Tim Cook es gay y no fueron precisamente beneficiados por el periodo nazi de Alemania. La compañía pidió disculpas por la comparación a través de su director ejecutivo, Jia Yueting, por sus palabras, ya que comparaba el ecosistema de aplicaciones de Apple con el genocidio de millones de personas. Terrible ignorancia.

Le Superphone

Dejando a un lado el patinazo de LeTV (pero teniéndolo presente), la compañía promete en Le Superphone un teléfono Android con unas características de impresión. Además de contar con una pantalla que no tendrá prácticamente marco lateral, incluirá un Snapdragon 810, 4 GB de memoria, batería de 3.000 mAh, cámara de 21 megapíxeles y doble ranura SIM con conectividad 4G (ambas ranuras).

Lo que no ha mencionado es el tamaño de la pantalla (fabricada por Sharp), su resolución, almacenamiento interno o precio, pero lo que sí han indicado es que contará con un conector USB-C en vez de el más habitual Micro USB. Con esto se gana en velocidad de transferencia y de recarga, y por ahora solo hay dos productos en el mercado que usan este conector y los dos son portátiles (los nuevos MacBook y Chromebook).