Acer ha presentado dos nuevos monitores pensados para los amantes de los videojuegos, y como preámbulo de lo que va a presentar en el CES 2015 que inicia su andadura en un par de días. Son monitores de 27 pulgadas con una resolución de 2560 x 1440 píxeles y gran calidad de colores, por lo que se necesitan buenas tarjetas gráficas para sacarles el máximo provecho.

Por un lado está el XB270HU que además cuenta con compatibilidad con NVIDIA G-SYNC. Las tarjetas gráficas suelen generar fotogramas a una velocidad no constante, y eso puede llevar a saltos de imagen o cortes que resultan obvios. G-SYNC es un módulo que permite mostrar todas las imágenes enviadas desde la tarjeta gráfica a una velocidad constante, mejorando lo que ya aportan otras tecnologías como VSync. Además, G-SYNC entra en juego sobre todo a la hora de mostrar imágenes procedentes de varias tarjetas o en varios monitores, sincronizando la aparición de cada fotograma. Este monitor estará disponible a partir de marzo.

Por otro lado tenemos el XG270HU, que según Acer es el primer monitor para juegos que cuenta con unos bordes mínimos, en la línea de otros monitores actuales como el Dell U2414H. Son ideales para disposiciones multimonitor, con tiempos de respuesta de 1ms (no definición de qué tipo de transición se trata), y tiene conectores HDMI 2.0, DVI y DisplayPort 1.2. Además prometen que mediante Acer EyeProtect se eliminan los parpadeos de imagen gracias a utilizar una fuente de alimentación de alta calidad. Estará también disponible a partir de marzo, ambos con un precio todavía por determinar.

Acer XG270HU

Vía: SlashGear.