Cuando JK Shin presentó ayer el Galaxy S5, había una cosa que quedaba pendiente: la presentación de las novedades en la capa de seguridad Knox 2.0 del terminal.

Las mejoras están claramente destinadas a reducir la cuota de Apple en el mundo empresarial, que se calcula se sitúa en torno al 75% debido a la falta de iniciativas en Android para empresas. Cuando los administradores de red y de servicios de las compañías ven que no hay casi soporte para ellos salvo por parte de BlackBerry y Apple, sólo tienen para elegir entre ellas. Hasta la llegada de Samsung Knox el año pasado.

Knox Marketplace ofrece la posibilidad de diferenciar la información y aplicaciones que se utilizan en el dispositivo entre dos tipos: personal y trabajo. La novedad que ha presentado Samsung es la tienda de aplicaciones Knox Marketplace, y que facilitará a las empresas decidir qué aplicaciones están disponibles para sus empleados en los dispositivos empresariales, y adquirir las licencias para que los usuarios puedan instalarlas.

Puede que no vaya a conseguir más clientes de la noche a la mañana con esta nueva tienda de aplicaciones, pero Samsung sigue estableciendo una base firme sobre la que ofrecer nuevos servicios al sector empresas. Samsung Knox cuenta actualmente con 1 millón de usuarios activos y 25 millones de dispositivos que pueden utilizar Knox. Quizás a lo largo de este año podamos ver novedades más interesantes.

Knox 2.0 será distribuido con el Galaxy S5 y llegará en forma de actualización a los demás dispositivos Android 4.4 (requisito indispensable para Knox 2.0).

Imagen externa