Realme ha recurrido a uno de los procesadores más baratos pero recientes de MediaTek para su C15. El procesador es un modesto Helio G35, similar al más conocido Helio A22 pero subido de vueltas para conseguir algo más de rendimiento gráfico. Aunque en este modelo no hay mucho que mover, siendo la pantalla de 16.5 cm (6.5 pulgadas) con una resolución de 720 × 1600 píxeles.

El diseño del móvil es bastante estándar, con trasera de plástico en la cual va el lector de huellas dactilares y una cámara de cuatro sensores. El sensor principal es de 13 Mpx y apertura ƒ/2.2, el secundario es de 8 Mpx y ƒ/2.25 de gran angular de 119º, el terciario es de 2 Mpx y ƒ/2.4 para retrofotografía, y el último es de 2 Mpx y ƒ/2.4 de blanco y negro.

El C15 mide 164.5 mm × 75.9 mm × 9.8 mm y pesa 209 g, por lo que hace un buen aprovechamiento del frontal, aunque tenga un margen inferior pronunciado. Incluye wifi 802.11 b/g/n y Bluetooth 5.0, así como doble ranura SIM y lector de tarjetas micro-SD dedicado. Habrá modelos con 3 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento, así como con 4+64 GB y 4+128 GB.

El precio del C15 en su presentación en Indonesia es de 1 999 000 rupias, lo que equivale a unos 117 euros al cambio directo.

Vía: GSM Arena.