Wiko es un fabricantes francés de móviles que apuesta por dispositivos de gama baja y media, consiguiendo generalmente un buen equilibrio entre las características de sus dispositivos y su precio. Sobre todo si se deja pasar unos meses desde su lanzamiento, como es habitual. El View3 es un buen añadido al panorama actual, y quiero agradecerle a Wiko la colaboración para analizarlo.

Diseño y características

0_img_1687.jpg

El View3 tiene un diseño normal para la gama media, con un buen acabado trasero y un diseño en el que hay ciertos marcos pero no demasiado, lo que resalta su pantalla de 15.9 cm (6.26 pulgadas) con una muesca tipo gota de agua en su parte central. El móvil tiene una sensación agradable al tacto con su marco de aluminio, y el lector de huellas dactilares que tiene está situado en la parte posterior, que es una posición típica aunque no tan útil como si estuviera en el frontal.

View 3 Lite de Wiko
ProcesadorHelio P22 (MT6762) de Mediatek

8× Cortex-A53 a 2.0 GHz

Unidad gráfica PowerVR GE8320 a 650 MHz

RAM3 GB
NAND

64 GB

Lector de tarjetas micro-SD de hasta 128 GB

Pantalla

15.9 cm (6.26 pulgadas)

1520 × 720 píxeles

Dimensiones159 mm × 76.5 mm × 8.2 mm
Peso178 gramos
Módem2G: 850, 900, 1800, 1900 MHz

3G: 850, 900, 1900, 2100 MHz

4G: bandas 1, 3, 5, 7, 8, 20, 28

Tamaño SIMdoble nano-SIM, compartida con micro-SD
Cámara trasera13 Mpx, 2 Mpx (profundidad) y 8 Mpx (gran angular 120º)
Cámara frontal8 Mpx
Batería4000 mAh, carga de 7.5 W
Lector de huellas
ConectividadBluetooth 4.2, wifi 802.11 b/g/n, micro-USB
Sistema operativoAndroid 9
PVP179 euros (feb. 2020)

La pantalla IPS tiene buena calidad en la reproducción de colores, con buena nitidez con su resolución de 1520 × 720 píxeles, o al menos buena si se usa a una distancia normal. No puede competir con la nitidez de pantallas 1080p en el tamaño de esta, pero no creo que para un móvil de estas características se necesite más resolución —que a la postre en contraproducente en los terreno de autonomía y rendimiento gráfico—.

El procesador es un Helio P22 de Mediatek, acompañado de 3 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento. Incluye un lector de tarjetas micro-SD de hasta 128 GB, aunque esa ranura esté compartida con una segunda tarjeta SIM por lo que habrá que elegir una u otra.

233369 bytes 268235 bytes 162103 bytes 137488 bytes 172822 bytes 261621 bytes 244067 bytes 246037 bytes 203944 bytes 264492 bytes 104726 bytes 101296 bytes 197936 bytes 87481 bytes 78966 bytes 74447 bytes 66670 bytes 169321 bytes 238429 bytes 256494 bytes 197065 bytes

La batería de 4000 mAh es uno de los puntos fuertes, aunque ya sea algo estándar en este tipo de dispositivos. De los tiempos de móviles delgados y ligeros en el sector de los teléfonos inteligentes se está pasando a un tamaño grande y algo pesados pero con mayor autonomía y más pantalla. Es una pena que las compañías se olviden de los que quieren un móvil potente pero pequeño y ligero.

Este modelo tiene mide 159 mm × 76.5 mm × 8.2 mm y pesa 178 g, por lo que hace tres años habría caído en el terreno de las fabletas o phablets. Los botones de encendido y volumen están situados como es habitual en la parte derecha, mientras que la bandeja de las SIM y micro-SD está en la izquierda, con el habitual sistema de eyección al presionar con un clip. En la parte superior está el conector de 3.5 mm, y en la parte inferior el altavoz y un micro-USB, una rara avis en la gama media ahora mismo.

En la parte posterior se incluye una cámara de triple sensor con flas, siendo el principal de 13 Mpx, el secundario de 2 Mpx para efectos de profundidad, e incluye un tercero de 8 Mpx para gran angular de 120º. La cámara frontal es de 8 Mpx. El equipo se vende con Android 9 preinstalado, por lo que tiene sus ventajas en cuanto a rendimiento y autonomía —y no tengo claro que Wiko vaya a actualizarla a Android 10; aun así, es una versión realmente buena de Android—.

Rendimiento

view_3.jpg

CPU

El procesador del View3 es un Helio P22 de MediaTek, que es un procesador de ocho núcleos Cortex-A53 a 2 GHz, por lo que no incluye un clúster de alto rendimiento. Aun así, su funcionamiento es fluido para el dispositivo que es. En Geekbench 5 su resultado es normal, de 148 puntos en mononúcleo y 837 multinúcleo, algo por debajo de otros procesadores en estos precios como el Snapdragon 625 el cual saca en torno a los 167/1000 puntos en dicha prueba y misma configuración de ocho Cortex-A53 a 2 GHz.

59487 bytes

GPU

La unidad de procesamiento gráfico de este procesador es una PowerVR GE8320 de Imagination Technologies, la cual funciona a 650 MHz. Es una de gama media-baja, y por tanto es aceptable para funcionar con OpenGL 3.0, obteniendo 17 f/s en la prueba Manhattan de GFXBench a su resolución de 1377 × 720 píxeles —sin la parte de muesca superior—, o 10 f/s a 1080p. Por este motivo es por el que creo que la combinación de este procesador con una resolución de pantalla comedida es bastante acertada.

293668 bytes

Wifi, LTE, GPS

0_img_1702.jpg

Este teléfono incluye wifi de tipo 802.11 b/g/n exclusivamente en la banda de los 2.4 GHz con un ancho de banda máximo de 72 Mb/s (9 MB/s), por lo que es suficiente para descargar actualizaciones y navegar, pero no tanto para copiar archivos grandes a la micro-SD. Para eso será preferible usar el cable de datos y la conexión micro-USB 2.0 incluida. Sería interesante que Wiko diera el salto finalmente al wifi 802.11ac en sus móviles, porque por ejemplo ya no tengo activado en mi rúter la banda de los 2.4 GHz en la que funciona este móvil, y por tanto me parece un punto negativo para un móvil de 180 euros.

La conexión es totalmente estable, probado con un enrutador RT-AC88U de ASUS, que es de los mejores en el mercado. La toma de las siguientes pruebas de rendimiento de wifi están hechas sobre resultados de iperf 3, con la configuración por defecto sobre TCP, y haciendo la media de una serie de diez pruebas.

iPerf 3, en Mbps
Reno 10x Zoom (OPPO)
2x2 802.11ac (5 GHz)
436
Phone 2 (Razer)
2x2 802.11ac (5 GHz)
254
iPhone 6
1x1 802.11ac (5 GHz)
163
Infinity H12
1x1 802.11ac (5 GHz)
131
One (Motorola)
1x1 802.11ac (5 GHz)
89
G3 (NUU Mobile)
1x1 802.11 b/g/n doble banda (5 GHz)
74
View3 (Wiko)
1x1 802.11 b/g/n
59
9 Lite (Honor)
1x1 802.11 b/g/n (2.4 GHz)
32

El teléfono no tiene problemas de recepción de señal LTE o cobertura, y se escucha generalmente bien. Utiliza las bandas 1, 3, 5, 7, 8, 20, y 28, por lo que funcionará bien en España y la mayoría de países europeos, y salvo que se vaya a pueblos o ciudades pequeñas debería haber cobertura siempre de LTE. No he notado problemas con el uso del sistema de GPS, con los habituales errores de unos metros generados por esta tecnología de posicionamiento.

Almacenamiento y sonido

El almacenamiento incluido en el View3 es de tipo eMMC 5, por lo que se puede esperar un rendimiento normal. Tiene una lectura/escritura secuencial en torno a los 260/100 MB/s, y una lectura/escritura aleatoria de 27/12 MB/s, dentro de lo normal en dispositivos de gama media. Aun así, no debería suponer ningún problema.

Entrando en el terreno del sonido, el audio por el conector de 3.5 mm es en general adecuado, pero los auriculares de botón proporcionados con el teléfono son más bien normalitos. El altavoz del móvil, situado en el canto inferior, tiene buena potencia pero suena ligeramente enlatado y distorsiona perceptiblemente a volúmenes altos.

Autonomía

Uno de los puntos fuertes de este móvil, o quizás el único realmente fuerte, es el de la autonomía como ocurriera con su hermano menor View3 Lite. Hace valer los 4000 mAh acompañados de Android 9, porque en espera el móvil se puede pasar dos semanas o incluso más, gracias también a algún añadido de la propia Wiko para reducir a la mínima expresión el consumo en espera. Y esto lo digo con una nano-SIM y una micro-SD puestas en el móvil.

En el día a día, con un uso normal de chat, navegación y tareas poco exigentes, puede alcanzar una autonomía de trece horas fácilmente. Viendo vídeos por wifi es algo mayor. En general, es un apartado en el que destaca, a pesar de que el procesador no es el mejor del mercado y que no usa un proceso de fabricación avanzado. En tareas pesadas, como juegos, la resolución de pantalla juega en su favor, y a diferencia del View3 Lite, este sí que puede sacar buen provecho de los 4000 mAh de batería.

Wiko proporciona un cargador de 5 V y 2 A, por lo que proporciona hasta 10 W de potencia. Desde cero puede tardar en cargar la batería en torno a las dos horas o dos horas y media, y en hacer lo propio con la mitad de la batería puede tardar más de una hora.

Prueba de uso intenso, CPU 80 % más pantalla activa ≈180 nits (en minutos)
Reno 10x Zoom (OPPO)
732
One (Motorola)
559
View 3 (Wiko)
525
Infinity H12
495
View3 Lite (Wiko)
495
Phone 2 (Razer)
375
G3 (Nuu Mobile)
360
Honor 9 Lite
350
iPhone 6
215

Cámaras

0_img_1696.jpg

El apartado fotográfico principal está cubierto por tres sensores como ya he comentado anteriormente, siendo el principal un sensor de 13 Mpx. En condiciones de buena luz saca fotos más que decentes, incluso en interiores que es en lo que me he centrado, y tiene buen rango dinámico al sarcalas por ejemplo contra una ventana con la luz dando en ella.

En exteriores saca imágenes bastante buenas, aunque el tiempo de captura es algo lento y puede llevar a fotos borrosas si no se tiene cuidado si está activado el modo HDR. En este caso, recomiendo dejarlo puesto por defecto y, como es evidente, no usar el flas de la cámara nunca. El modo de desenfoque puede sacar fotos bastante decentes, aunque en algunas situaciones no aporte una profundidad de campo adecuada.

Aun así, es en general una buena cámara a la que la mayor pega que se le puede poner, como otras de gama media-baja, es que introduce mucho ruido en situaciones de poca iluminación. De hecho, quizás introduzca más ruido que otras cámaras similares, aunque lo compense sacando mejores fotos de lo normal en condiciones con buena luz o en interiores iluminados.

1254176 bytes 846775 bytes 1674126 bytes 1603163 bytes 1752864 bytes 2175255 bytes 563603 bytes 1357011 bytes 241371 bytes

La aplicación de Cámara incluye las distintas opciones necesarias para intentar sacar el máximo partido a las lentes, como por ejemplo el modo con efecto de desenfoque, pero no aporta ninguna novedad especial frente a la apli de cámara de Android.

684870 bytes 840246 bytes 342293 bytes 441817 bytes 523623 bytes 103535 bytes 125284 bytes

Software

10-full-screen-desktop.jpg

La versión de Android es la 9, con actualizaciones de seguridad a julio de 2019, por lo que, como es habitual en este tipo de teléfonos, solo reciben actualizaciones cada bastantes meses. La buena noticia es que al ser Android 9 tiene acceso a una miríada de ventajas a nivel interno del sistema operativo, como por ejemplo una magnífica gestión del uso del procesador por las aplicaciones en segundo plano y cuando está bloqueado.

Wiko da la opción de instalar múltiples aplicaciones durante el proceso de puesta en marcha, pero se puede saltar. En esta ocasión no hay nada realmente de instalación obligatoria, pero sí se instala alguna aplicación de asistencia técnica.

Están presentes todas las aplicaciones de Google necesarias, como Play Store o Gmail, y tiene acceso a la aplicación Asistente de Google pero se tiene que instalar desde la tienda. El aspecto de la interfaz es casi el de por defecto de Android 9, con algunas mejoras o cambios mínimo, pero en general estoy bastante satisfecho con el trabajo que está haciendo Wiko en el terreno de la versión de Android preinstalada de sus teléfonos.

Conclusión

0_img_1695.jpg

La apuesta por la gama media de Wiko es el View3, pero es un móvil que se queda lejos de lo que se puede encontrar en los 180 euros que tiene de PVPR. De hecho, el procesador Helio P22 es un habitual en los dispositivos de gama baja, o en esa media-baja que ronda los 120-130 euros. Pero obviamente el PVPR que el fabricante le pone y con el que llega al mercado es una cosa y otra muy diferente el precio de mercado.

Este View3 es un móvil interesante, que funciona fluido, con un buen diseño y un buen conjunto de características, aunque me gustaría que empezaran a usar wifi 802.11ac en sus móviles en lugar del ya casi obsoleto wifi 802.11 b/g/n de banda simple (2.4 GHz). La pantalla de este móvil se ve bastante bien en cuanto a los colores, y con una densidad de 269 PPP es suficiente para un uso a una distancia normal. Aumentar la resolución tiene un coste de batería que en este caso no veo necesario asumir.

La cámara del móvil es interesante, aunque las lentes secundarias tienen un uso un poco marginal. Se trata de una cámara que saca buenas fotos, pero cuando la luz no es la adecuada empieza a introducir mucho ruido, y el efecto de desenfoque de la lente secundaria no es especialmente bueno. La cámara de gran angular es igualmente viable en situaciones de buena luz, pero deja que desear por la noche o con poca luz.

Pero en general, el conjunto es bueno, pero nuevamente el precio está desalineado con lo que aporta. Sobre los 130-140 euros sería un gran móvil y muy recomendable, pero a 180 euros no lo es. Pero quiero insistir en que al final el PVPR es un número fijo y el PVP es un número variable y que baja rápido en cualquier móvil, incluidos los de Wiko, y no me extrañaría verlo en dos o tres meses sobre los 150 euros y un poco más adelante sobre esos 140 euros.

Puntuación

7.7

sobre 10
Cámaras
7.4
Batería
9
Diseño
7.5
Rendimiento
7
Pantalla
7.5