Entre todos los sistemas operativos que desarrolla Google se encuentra Chrome OS, que ha tenido suficiente éxito en el sector educativo como para que la compañía siga desarrollándolo. Sin embargo, no ha tenido el éxito esperado con los Pixelbook, unas veces por exceso de potencia y otras por elevado precio, que para Chrome OS es como matar moscas a cañonazos. Por eso vuelve a la carga con el Pixelbook Go, el cual tiene un precio de partida de 699 dólares.

El equipo tiene un reducido tamaño para atraer al público estudiantil, con un tamaño de 311 mm × 206.3 mm × 13.4 mm y un peso de 1.06 kg. Está hecho en magnesio con una parte inferior texturizada «para facilitar su transporte». La pantalla de 13.3 pulgadas tiene una resolución FHD o 4K, y está protegida por una capa de cristal Concore de Corning, que es igual que el cristal Gorilla pero integrada en el proceso de fabricación del panel.

Las opciones de procesador incluyen un Core m3, Core i5 y Core i7 de Intel —no especifica qué modelos—, con 8 GB o 16 GB de RAM así como 64 GB a 256 GB de almacenamiento interno. La batería es de 47 Wh, que proporcionará hasta doce horas de autonomía según Google.

Dispone de dos puertos USB 3.1 tipo C compatible con datos y carga de 45 W, que permite dar hasta dos horas de autonomía con solo 20 min de recarga. El portátil también cuenta con wifi 802.11 ac y Bluetooth 4.2, una cámara web de FHD y 60 f/s, un chip de seguridad Titan C para desbloqueo seguro a través del estándar FIDO, altavoces estéreo superiores, y un puerto de audio de 3.5.