Nvidia añadió a su catálogo hace unos días la GeForce MX250, y no ha tardado mucho en ser presentado el primer portátil en incluirla. Esta tarjeta gráfica aparentemente llega en una sola versión, y será más potente que la versión de entrada de la MX150. Esa MX250 va a ser utilizada en el MateBook X Pro 2019 que Huawei ha anunciado en el Mobile World Congress, si bien el portátil en sí no cambia absolutamente nada que no sea también el procesador.

Sigue siendo el mismo ultraportátil de un tamaño de 304 mm × 217 mm × 14.6 mm y un peso de 1.33 kg, con un acabado en aluminio que le da muy buen aspecto. Además, tiene muy pocos marcos para su pantalla táctil de 13.9 pulgadas con resolución de 3000 × 2000 píxeles, manteniendo su calidad IPS que cubre el 100 % de la gama sRGB, con contraste estático 1500:1 y brillo máximo de 450 nits.

Vídeo

Los procesadores pueden ser un Core i5-8265U y un Core i7-8565U, que son modelos con más frecuencia máxima que los modelos a los que sustituyen. La MX250 incluida dispone de 2 GB de memoria. El MateBook X Pro Incluye un lector de huellas dactilares en la parte superior derecha del teclado, tiene un Thunderbolt 3, un USB 3.0 tipo C y un USB 3.0, más un conector de audio de 3.5 mm, wifi 802.11ac y Bluetooth 5.0.

La batería del equipo es de 47.4 Wh para hasta 12 horas de autonomía, y cuenta con un cargador de 65 W. El sonido incluido es de tipo Atmos de Dolby, y cuenta con un sistema mejorado de micrófonos para captar con claridad la voz alrededor del portátil para realizar adecuadamente las videoconferencias. Para maximizar la ratio pantalla-frontal del equipo, que llega al 91 %, la cámara web está oculta debajo de una tecla entre las teclas de función, por lo que no hay posibilidad de que grabe vídeo cuando no se quiere, mejorando la privacidad del equipo.

El modelo con un Core i5, 8 GB de RAM y 512 GB de SSD costará 1599 euros, mientras que el Core i7 con 16 GB de RAM y 1 TB de almacenamiento costará 1999 euros.