Uno de los productos que se habían quedado atrás del catálogo de Apple era el MacBook Air. Tras el anuncio del actual MacBook Pro de 13 pulgadas, y teniendo el MacBook, había poco margen en el catálogo para un MacBook Air, pero Apple lo ha renovado finalmente en lugar de dejar que pasara a mejor vida. El MacBook Air 2018 tiene un tamaño de 304.1 mm × 212.4 mm × 15.6 mm, si bien la zona más fina es de solo 4.1 mm, y pesa 1.25 kg.

El procesador es un Core i5 de doble núcleo sin identificar, con frecuencia base de 1.6 GHz y turbo de 3.6 GHz, con unidad gráfica UHD 617 integrada. Dispone de 8 o 16 GB de memoria LPDDR3 a 2133 MHz, y la configuración del almacenamiento va de los 256 GB hasta los 1.5 TB.

Dispone de wifi 802.11ac, Bluetooth 4.2, dos conectores Thunerbolt 3 para vídeo, carga y datos, con los que se podría usar una tarjeta gráfica externa, y tiene un conector de audio de 3.5 mm. La pantalla cambia significativamente, siendo e 13.3 pulgadas, con una resolución que pasa a ser de 2560 × 1600 píxeles de tipo Retina, y cubriendo la gama de color DCI-P3.

La carcasa monopieza de aluminio está hecho con metal totalmente reciclado. La batería es de 50.3 Wh para hasta 12 horas de autonomía viendo películas por wifi, y el cargador proporcionado es de 30 W. En este MacBook la compañía ha optado por no incluir la barra táctil, que al fin y al cabo debería pasar a mejor vida en un futuro cercano porque no es todo lo útil que Apple tenía pensado que sería.

Su precio empieza en los 999 dólares, y se pone a la venta el 7 de noviembre.