Nintendo se ha congraciado con los consoleros con la Switch que, a pesar de no ser una consola excesivamente potente, es en realidad la única portátil en condiciones del mercado. No tanto por la consola en sí —que también— sino por los juegos que la acompañan. Además de los zeldas, marios y otras franquicias de la compañía, hay una gran cantidad de indis exclusivos y otras compañías se están portando sus juegos a la Switch. Porque, para que una consola se venda bien, necesita también exclusivos además de ser una consola bien concebida, y de eso sabe mucho Nintendo.

La compañía ha indicado que a 30 de junio ya había vendido 19.67 millones de unidades de la Switch, por lo que ahora un mes después ha superado ampliamente esa cifra. Esto la convierte en un gran éxito de ventas, teniendo en cuenta que la consola lleva apenas quince meses en el mercado y que tuvo que duplicar la producción de la consola para cubrir la demanda. Por tanto, las ventas entre abril y junio se sitúan en las 1.88 millones de unidades.

La compañía ha hecho 1510 millones de dólares en el segundo trimestre, un aumento interanual del 9.1 %, con unos beneficios de 275 M$, poniendo a la compañía una vez más en una buena situación económica. En el trimestre, Mario Kart 8 Deluxe ya ha superado las 10 millones de copias vendidas, uniéndose al club de Super Mario Odyssey, con The Legend of Zelda: Breath of the Wild alcanzando las 9.32 millones de unidades. Splatoon 2 se queda en 6.76 millones, y ARMS o Kirby Star Alliance se sitúan sobre los 2 millones de unidades. Donkey Kong Country: Tropical Freeze está en las 1.40 millones de unidades.

Vía: The Verge.