Gigabyte se introdujo en 2017 en el terreno de las cajas de PC con los modelos XC700W y AC300W, y esta última cuenta con un buen aspecto y buenas características. Ahora la va a ofrecer como la Aorus AC300W Lite, aunque pierde un par de cosas en su panel frontal, como son el conector HDMI y el USB tipo C. El resto de la caja es prácticamente igual.

Mide 469 × 211 × 458 mm (al. × an. × pr.) y pesa 7 kg. Se pueden instalar disipadores de hasta 170 mm de altura, tarjetas gráficas de hasta 410 mm de longitud, y fuentes de alimentación de hasta 200 mm. Tiene filtros antipolvo desmontable, y está preparada para refrigeración líquida. Se pueden instalar placas base ATX, micro-ATX y mini-ITX.

Tiene espacio para tres ventiladores de 120 mm o dos de 140 mm en el frontal, uno de 120/140 mm en la parte trasera, y dos de 120/140 mm en la parte superior. Incluye dos bandejas para discos de 2.5 o 3.5 pulgadas al lado de la fuente de alimentación, así como tres de 2.5 pulgadas sujetas en la parte posterior de la placa base. Incluye filtros de polvo retirables.

El diseño de la caja incluye una amplia ventana lateral, que deja ver perfectamente su interior compartimentado, y la cual incluye iluminación RGB regulable. También incluye un extensor de tarjeta gráfica para ponerla en vertical sobre el compartimento de la fuente, para que se vea mejor. En el frontal de la caja incluye dos USB 3.0, dos de 3.5 mm, un botón para regular la iluminación RGB de la caja y el bottón de arranque.

La AC300W se está vendiendo sobre los 150 euros, por lo que está será algo más barata.

Vía: Guru3D.