Realme es la compañía que más está creciendo en ventas en Europa, con buen tirón en todas las gamas. El C33 es uno de los modelos más recientes, orientado a la parte baja o media-baja del sector, y como tal tiene que hacer equilibrios para no recortar demasiado en ningún aspecto. El resultado final es interesante, sobre todo teniendo en cuenta su PVP actual sobre los 130 euros.

Actualización: he añadido al apartado de Cámara las fotos y explicación que faltaba al tomarlas por la noche. También he corregido alguna falta de ortografía y cuestiones de estilo.

Videoanálisis

Vídeo

Desembalado y características

0_dscf7088.jpg

Realme presenta al C33 en una caja amarilla con poca información de lo que se va a encontrar en el interior. Lo primero que se ve es una carpetilla de cartón con una guía de inicio rápido y otra con detalles de seguridad, conformación legal y garantía. Debajo de ella está el teléfono, dentro de una bolsa de plástico, y más abajo está el cargador de diez vatios (5 V y 2 A) con una toma USB tipo A, así como un cable USB tipo A a micro-USB.

Este C33 es un móvil de gran tamaño aunque normal para los estándares actuales, midiendo 161.19 mm × 73.87 mm × 8.49 mm, no siendo demasiado pesado con 187 g. Los cantos son planos con un ligero bisel —corte oblicuo en el canto de algo— en la parte superior e inferior, pero la pantalla sobresale ligeramente. A la hora de utilizarla se notará cierto desnivel al deslizar hacia dentro o fuera de la pantalla. nada molesto, y es lo habitual en estos modelos.

C33 de Realme
ProcesadorT612 de UNISOC
RAM4 GB
NAND128 GB UFS 2.2
Lector de tarjetasmicro-SD hasta 512 GB dedicado
Pantalla
16.5 cm (6.5 in) TFT
1600 × 720 píxeles
Altavocesun altavoz inferior
Dimensiones161.19 mm × 73.87 mm × 8.49 mm
Peso187 g
Módem2G: 850, 900, 1800, 1900 MHz
3G: bandas 1, 5, 8
4G: bandas 1, 3, 5, 7, 8, 20, 28, 38, 40, 41
Tamaño SIMdoble nano-SIM
Cámara trasera
principal: 50 Mpx, FHD y 30 f/s
profundidad: 0.3 Mpx y ƒ/2.8
Cámara frontal5 Mpx y ƒ/2.2, HD y 30 f/s
Batería5000 mAh, carga de 10 W
Lector de huellaslateral
ConectividadBluetooth 5.0, wifi 802.11 b/g/n
Sis. operativoAndroid 12
Colores disponiblesnegro, azul marino, dorado
PVP129 euros (dic. 2022)

La parte trasera en color dorado tiene un degradado que va de izquierda a derecha que queda especialmente bien, con brillibrilli que a su vez se hace más tenue de arriba hacia abajo. Da muy buena sensación en la mano al agarrarlo teniendo la mano grande, pero quienes tengan la mano pequeña lo notarán excesivamente grande siendo necesario usarlo con dos manos. Me gustaría que las compañías volvieran a ofertar bastantes más modelos sobre los 150 mm o menos de gama media y baja ya que escasean.

La pantalla tiene 16.5 cm de diagonal, siendo de tipo TFT con una resolución de 1600 × 720 píxeles. Tiene unos marcos de pantalla generosos por lo que no hace un gran aprovechamiento del frontal. En la parte superior hay una muesca para la cámara frontal de 5 Mpx y ƒ/2.2. La pantalla alcanza un buen nivel de brillo en automático y manual, pudiéndose ver bien en exteriores, en torno a los 500 nits. No he tenido problemas de uso. Tiene una capa oleofóbica, pero con unas horas de uso se empieza a acumular bastante grasa y habrá que limpiarla un poco. Lo mismo le ocurre a la parte trasera del móvil.

En la parte trasera destacan las dos protuberantes cámaras, que son más bien normalitas. La principal es de 50 Mpx que graba vídeo a FHD y 30 f/s, mientras que la secundaria es de 0.3 Mpx para efectos de profundidad. Que sobresalgan tanto mata un poco el diseño del móvil, y más tanto como hacen, casi tres milímetros. Se bamboleará mucho cuando se use sobre la mesa.

El procesador es un T612 de Unisoc, una compañía de segunda fila pero que hace buenos procesadores; es un sistema en chip habitual en la gama baja. Está acompañado de 4 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento tipo UFS 2.2, aunque el modelo basta tiene 64 GB. Incluye una bandeja para dos nano-SIM de conectividad LTE y un lector de tarjetas micro-SD dedicado. Personalmente no necesito más de 64 GB en un móvil; solo en alguna rara ocasión me podría venir bien 128 GB, cuando grabo mucho vídeo o fotos, pero muchos querrán llevar series y películas a ver en el móvil. Para estos casos la tarjeta micro-SD es perfecta y por tanto con 64 GB me valdría.

En el lateral derecho están los habituales botones de volumen y el botón de inicio que dobla función como lector de huellas dactilares. La configuración es sencilla a través de la interfaz habitual de Android, y funciona bastante bien. No es la posición más útil si se tiene el móvil sobre la mesa, pero al cogerlo y darle al botón de inicio para activar la pantalla —no se activa tocándola— reconoce la huella al instante y se muestra ya desbloqueado. Es un proceso rápido y sencillo.

En la parte inferior está la toma de 3.5 mm, la micro-USB para la recarga de la batería de 5000 mAh, el micrófono y el altavoz. Es una pena que no tenga un USB tipo C porque ese micro-USB es una de las pegas que le veo al móvil, sobre todo atendiendo a su precio.

Rendimiento

unisoc_t612.jpg

El procesador de este móvil o celular es un T612 de Unisoc, siendo un modelo que permite mucha fluidez en el día a día. Es de ocho núcleos, con un clúster de dos Cortex-A75 a 1.8 GHz y otro clúster de seis Cortex-A55 a 1.8 GHz. La unidad gráfica integrada es una Mali-G52 MP2, que dará un rendimiento bastante discreto al dispositivo. Está fabricado a 12 nm, que aún no siendo el más avanzado del mercado, no impactará excesivamente en el consumo.

CPU

La parte de CPU da un buen rendimiento al terminal, a pesar de que dista de los valores de los mejores dispositivos del mercado. Al incluir Android 12 Go el dispositivo va más fluido al usar aplis más livianas si están disponibles. La experiencia de uso es bastante buena, aunque eso no significa que en algunos momentos se tome su tiempo para arrancar una aplicación, cambiar entre ellas o al visitar ciertas páginas web con mucho JavaScript. Pero va bastante bien.

Producto Posición
Moto G100
2860
Nord 2 5G
2818
Mi 11 Lite 5G
2792
Moto G71 5G
1895
C33
1404
Producto Posición
Moto G100
950
Mi 11 Lite 5G
814
Nord 2 5G
806
Moto G71 5G
667
C33
344

GPU

El apartado de la unidad gráfica está cubierto con una unidad gráfica bastante normalita. Hace funcionar bien la interfaz y los efectos, pero no servirá para jugar a títulos que sean exigentes. Los siguientes resultados son en la prueba 'Car chase' de GFXBenchmark 3.1, que es bastante más exigente que 'T-Rex', alcanzando en esta última los 35 fotogramas por segundo.

Producto Posición
Moto G100
56
Nord 2 5G
47
Moto G71 5G
20
C33
5,2

Almacenamiento

En cuanto al almacenamiento, es de tipo UFS 2.2 por lo que será muy rápido en las tareas normales del dispositivo. Este tipo de memoria flash es ya la habitual en los móviles salvo en los de gama muy baja donde sigue usándose la de tipo eMMC, mucho más lenta. En este caso, en PCMark el móvil alcanza los 714/570 MB/s de lectura/escritura secuencial, mientras que la lectura/escritura aleatoria se queda en los 40/70 MB/s. Son valores buenos para el día a día.

Pantalla

captura_de_pantalla_2022-12-07_a_las_14.15.20.png

La pantalla de este C33 es de 16.5 cm (6.5 in) con una resolución de 1600 × 720 píxeles, lo cual da una densidad de píxeles de 270 PPP. Está un poco en el límite de lo recomendado para verse nítido, que es sobre los 300 PPP, pero no he notado que sea un problema. Se bien bien por lo general. El brillo máximo en el modo automático se sitúa en torno a los 400 nits, pero el brillo máximo está más sobre los 500 nits y por tanto no se hace difícil de usar en exteriores.

Por defecto está activada una opción que reduce la resolución de pantalla en juegos para ahorrar batería. Se puede apreciar en algunos, aunque a las pruebas de rendimiento no se aplica. Los resultados de más arriba son con la resolución normal de pantalla.

La calidad de color es buena, aunque está ligeramente saturada y desplazada al azul. Esa ligera saturación favorece a los vídeos, que se ven algo más vibrantes debido a ello. Por defecto cubre la escala de color P3, pero se nota claramente que no lo hace bien. Lo digo teniendo delante la pantalla de un MacBook Pro y un monitor U2720Q de Dell. El color tendría que ser algo más oscuro y los blancos salen algo más claros. Se puede cambiar en los ajustes el tono entre cálido y frío o elegir uno personalizado, pero habría sido preferible atenerse a la escala sRGB porque la P3 le queda grande a esta pantalla TFT.

Aun así, siendo un móvil económico es una pantalla que se ve bastante bien y que permitirá disfrutar bien del contenido multimedia, navegar por internet y resto de tareas. Nadie se va a comprar un móvil de 130 euros esperando que tenga un pantallón, pero es resultona con esa tendencia a saturar ligeramente los colores.

Autonomía

El apartado de la autonomía queda bien cubierto con una batería de 5000 mAh con carga de diez vatios a través de un puerto micro-USB. En la prueba de autonomía de PCMark se pueden alcanzar sobre las quince horas de autonomía. Reproduciendo vídeo se situará sobre las veinte horas, y navegando por internet sobre las quince horas.

En una situación más realista puede durar en torno a las diez horas. Eso sí, en espera este C33 apenas consume. Te puede ir a dormir y levantarte al día siguiente con el móvil apenas moviéndose un 2-3 % con todo activo, como la SIM, la wifi, etc. Hace una gestión estupenda de la energía cuando la pantalla está apagada.

En cuanto a la carga rápida, se puede cargar desde cero en unas tres horas, que no es precisamente una carga rápida aunque se anuncie como tal. No considero que una carga de diez vatios lo sea. El cargador suministrado con el teléfono móvil es de 5 V y 2 A. No recomiendo cargarlo en un puerto USB de un PC salvo que tenga la capacidad de entregar dos amperios o la recarga será larga, cerca de diez horas.

Cámaras

0_dscf7091.jpg

Este móvil incluye una cámara trasera de 50 Mpx y apertura ƒ/1.8 con una secundaria para efectos de profundidad que se combina con la principal. Solo graba vídeo a FHD y 30 f/s. Es una cámara más propia de gama media-baja que de media propiamente dicha, aunque en general no se porta mal. Con mi mala suerte, de nuevo al probar un móvil no he podido conseguir un día de sol por lo que la sesión fotográfica fue un día un poco nublado, lo cual suele poner aún más a prueba las capacidades de las cámaras.

La aplicación de Cámara es sencilla, sin demasiadas opciones, aunque permite cambiar entre varios modos y formatos para las fotos, etc. Solo deja grabar vídeo a FHD y 30 f/s, y lo hace de manera normal, con poca estabilización si se mueve la cámara, como se puede ver en el videoanálisis.

A la hora de elegir formatos, en general el 4:3 me ha dado mejor resultado, aunque no siempre, teniendo en cuenta que produce imágenes de mayor tamaño (12 Mpx) que el 16:9 (9 Mpx). Aun así, en muchas situaciones no hay casi diferencias entre ambas, aunque quizás optaría por el 4:3 para el día a día. Otra cosa que se nota al instante es que no hay diferencia entre sacar una foto con HDR que sin HDR, por lo que lo tendría simplemente apagado. Tiene una tendencia a oscurecer de más las imágenes.

Para ver la calidad de las fotografías voy a coger una, la de la piragua de antes, y la comparo en la siguiente galería con la cámara de un iPhone 11 y una X-T4 de Fujifilm. Esta última es la que mejor saca la escena, bastante más fiel a los colores que pude ver en vivo, con buenos detalles aunque el problema del ambiente nublado está presente. El iPhone 11 cambia mucho el color, haciéndolo más verde, aunque capta algo más de detalle. La foto del C33 sale con un tono más amarillo, con buen nivel de detalle, aunque en ciertos objetos se crean aureolas, y es algo común a las fotos del C33. Aunque eso sí, hay que ampliarlas mucho para darse cuenta de ello.

Hay otro problema que he visto y es que el autoenfoque no funciona bien en el modo fotográfico automático cuando se van a fotografiar escenas complejas desde muy cerca, como por ejemplo frutos de arbustos, ramas, etc. Tiene tendencia a enfocar lo que está al fondo. Por más que le digas dónde tiene que enfocar no consigue hacerlo. Sí enfoca bien cuando se va al modo manual de la cámara, que es como he conseguido hacer fotos complejas de cerca.

En interiores la situación es algo distinta. En la siguiente imagen, en formatos 4:3 y 16:9, aumenta los claros lo cual hace que las zonas oscuras se vean más oscuras. La escena es de un día nublado, con un belén al lado de una ventana con una cortina, y parece como si estuviera entrando la luz de una sol radiante por la ventana (que no lo había). No voy a decir que la cámara tiene poco rango dinámico, pero hay veces que no sabe encontrar el término medio.

En cuanto a la fotografía de noche, se defiende bien. Tiene tendencia a saturar el color, otra vez con esa inclinación hacia el amarillo, pero pierde detalle como es normal. Las fotos se toman rápidamente. Hay un modo noche en la apli de Cámara que puede mejorar ciertos aspectos de las instantáneas, como por ejemplo la captura de detalle, pero introduce algo más de ruido. Una por otra. Es un modo en el que tarda bastante en sacar la foto, siendo aún más propensa a sacarlas movidas si no se mantiene estable.

En general no me parece que sea una mala cámara para tomar fotos por la noche. Se pueden sacar fotos bastante aprovechables para el álbum de fotos, aunque si se dan las circunstanciar pueden ser buenas. Introduce cierto posprocesamiento que tiene tendencia a aguar ligeramente los detalles, pero sin eliminarlos, lo cual se puede apreciar al ampliar al máximo las imágenes.

Software

La versión de Android que tiene el C33 es la 12, y llega con pocas aplicaciones raras preinstaladas, como la de Booking, Joom o Lords Mobile, que se pueden desinstalar sin mayor problema. Otras serán de más utilidad a muchos, como Tik Tok, Facebook o Prime Video. Se tarda un par de minutos en desinstalar todas las que no van a usarse, por lo que no me parece problemático.

La interfaz instalada es la de Realme, en este caso la UI S Edition para Android 12 Go. No tiene casi modificaciones por lo que debería de agradar a la mayoría de usuarios.

Generalista que solo falla en una cosa

captura_de_pantalla_2022-12-07_a_las_14.13.03.jpg

El C33 es un modelo interesante, aunque al precio adecuado. Esto se puede aplicar a cualquier producto de tecnología, por lo que solo estoy diciendo una obviedad. Lo importante de este móvil es que por su precio actual, unos 130 euros por el modelo de 64 GB, es una buena opción de compra, aunque sea un terreno muy competitivo. Cuenta con un buen diseño, tiene una pantalla grande con buen brillo y buena calidad de colores en la que se ven bien los vídeos, y va fluido en el día a día. No es un móvil para jugar a títulos 3D exigentes, pero ninguno lo es en estos precios.

El terreno fotográfico podría ser mejor para apelar a cierto tipo de compradores, aunque se podría mejorar a nivel de la aplicación de Cámara y el posprocesado. Le cuesta enfocar objetos muy cercanos en el modo automático aunque en el manual lo hace bien. Tiene una tendencia a saturar un poco el amarillo o azul según la situación, y saca las imágenes ligeramente más oscuras si no hay buena luz. Eso sí, objetivamente creo que la calidad de las fotos le resultará buenas al usuario al que va dirigido el C33. Quiere una cámara que saque fotos decentes, y esta las saca de sobra.

Algo que realmente no me gusta del teléfono es que incluya un micro-USB en lugar de un USB tipo C. A estas alturas el 99 % de los móviles anunciados en su PVPR tiene este último conector, por lo que resulta extraña la decisión de Realme. Aún más cuando tiene una batería de 5000 mAh y una carga estándar de 10 vatios. A esto me niego a llamarlo carga rápida porque no lo es. Tarda tres horas en recargar el teléfono desde cero, por lo que lleva su tiempo.

Por lo demás, como he dicho al principio, al precio adecuado es una buena opción de compra, y ya está en ese precio.

Puntuación

7.8

sobre 10