Microsoft cuenta con una tableta con Windows 10 de lo más barata para su catálogo, la Surface Go, y ahora se renueva con la Surface Go 2 aunque en realidad no cambia demasiado respecto a su antecesora. La compañía mantiene el mismo tamaño de la tableta, 245 mm × 175 mm × 8.3 mm, peso aumenta ligeramente su peso con 544 g, o 553 g para la versión con conectividad LTE a través de un módem Snapdragon X16 de Qualcomm.

En ese mismo tamaño entra ahora un poco más de pantalla, pasando a los 26.6 cm (10.5 pulgadas) con algo más de resolución de 1920 × 1280 píxeles, misma relación 3:2 que Microsoft entiende que es mejor para trabajar. Es una pantalla táctil compatible con el Surface Pen.

El principal cambio es que la dota de algo más de potencia en su modelo base con un Amber Lake Y de Intel de apenas 100 MHz más de frecuencia, un Pentium Gold 4425Y, pero da opción de que sea un Core m3-8100Y más potente. Ambos son de doble núcleo con multihilo de 5-6 W de TDP, y con una unidad gráfica integrada HD 615.

Por lo demás, no cambia nada. Las opciones de memoria son los mismos 4 GB u 8 GB de LPDDR3-1866, con 64 GB de almacenamiento eMMC y opcionalmente se puede cambiar a 128/256 GB de un más veloz SSD. Dispone de wifi 802.11ac y Bluetooth 4.2, un puerto USB 3.0 tipo C para carga, conector Surface para periféricos, cámaras de 5 Mpx frontal y 8 Mpx trasera, lector de micro-SD, uno de 3.5 mm para microauriculares, y se proporciona con un cargador de 24 W.

El precio del modelo base es de 459 euros y se pone a la venta en España el 12 de mayo. En EUA costará 399 dólares.