La empresa japonesa EIZO dedicada a monitores ha anunciado el Foris Nova que es uno de los pocos monitores OLED que han llegado al mercado. Es de un tamaño comedido para los estándares actuales, ya que tiene 54.9 cm (21.6 pulgadas) de diagonal, y cuenta con una resolución de 3840 × 2160 píxeles y refresco de 60 Hz.

Tiene un brillo máximo de 330 nits y uno mínimo de 0.0005 nits, y EIZO destaca su rápido tiempo de respuesta de 0.04 ms característico de los OLED, así como 1.67 ms de latencia de entrada por lo que es bueno para los que también jueguen.

Cuenta con calidad de color de 10 bits, cubriendo el 80 % de la Rec. 2020, y es compatible con imágenes de alto rango dinámico (HDR) y los estándares HDR10 y HLG. El pie se puede ajustar en altura hasta +40 mm y su inclinación entre 10º y 30º. Incluye dos conectores HDMI 2.0 y dos de audio de 3.5 mm (entrada y salida).

Es un monitor de edición limitada, que se pondrá a la venta el 1 de noviembre, y parece que solo habrá 500 unidades en circulación.

Vía: AnandTech.