El consorcio japonés de Sony y Panasonic reunido en torno a la marca JOLED ha puesto en marcha la construcción de una nueva instalación en la que producirá sus tan esperados paneles OLED en altas cantidades. Japón ha estado invirtiendo en esta tecnología para llevarla al gran público en paneles que van de las 10 pulgadas hasta las 32 pulgadas, más allá de lo que son pantallas de móviles.

La nueva instalación está situada en Chiba para el nuevo posprocesado de OLED impreso, y que será capaz de producir 220 000 pantallas mensuales, teniendo una superficie de 34 000 m2. JOLED también tiene otra instalación en construcción de paneles OLED en Nomi si bien esta instalación se encarga del preprocesamiento de los paneles, y ambas instalaciones empezarán a producir en masa simultáneamente a mediados de 2020.

Estos paneles se usarán en paneles para sistemas de infoentretenimiento de vehículos como en monitores de gama alta.

Vía: Guru3D.