Alphabet, la matriz de Google, ha presentado unos buenos resultados correspondientes al primer trimestre del año, superando las previsiones de los analistas. Los ingresos de Alphabet experimentaron una subida interanual del 26 % hasta situarse en los 31 160 millones de dólares, cuando en el T1 de 2017 ingresó 24 750 M$, y en el T1 de 2016 obtuvo 20 286 M$. Alphabet está creciendo a ritmo acelerado, a pesar de que el sector de la publicidad por internet está de capa caída.

Uno de los motivos de que a pesar del aumento de ingresos la compañía no consiga mejorar más los beneficios es el incesante aumento de los costes de adquisición de tráfico que tiene la compañía. Ya suponen un 24 % de los ingresos totales, que ha subido en torno a cinco puntos porcentuales en los últimos dos años. Aun así, Alphabet ha tenido unos beneficios de 9400 M$ durante el trimestre.

El coste por clic de los anuncios que se muestran desde sus varias redes de anuncios ha descendido un 16 % respecto al mismo periodo de 2017, o un 8 % intertrimestral. Por ahora Google sigue manteniendo el equilibrio entre ese descenso del coste por clic con un aumento de la cantidad de anuncios que se muestran —un 40 % más de clics—, aunque últimamente anda haciendo cambios para reducir su cantidad pero que sean de mayor calidad. Eso significa tener en cuenta otros parámetros como el tiempo que un anuncio está en pantalla, el contenido que tiene alrededor, y bastantes cosas más que tiene en cuenta Google para cobrar al anunciante en función de la calidad del clic.

De esos ingresos, 4350 M$ corresponde a Otros ingresos, y el apartado de Otras apuestas han supuesto 150 M$ de ingresos pero 571 M$ de pérdidas. Además, en el trimestre la compañía ha añadido otros 5000 empleados, 2000 de los cuales proceden de la adquisición de la parte de diseño de teléfonos de HTC, situando la cifra de empleados en los 85 050.

Vía: 9to5Google.