Sony ha tenido un buen tercer trimestre de 2017 al anunciar unos ingresos de 18 252 M$, un 22.1 % más que en el mismo trimestre del año pasado. Los beneficios antes de impuestos fueron de 1757 M$, o un 390 % más interanual, por lo que las cuentas de la compañía han mejorado sustancialmente. La división de Juegos y Servicios en Red, encargada de la PlayStation 4, con un amento de las ventas del 35.4 % debido a un aumento de las ventas de juegos.

Eso ha llevado a que ya se hayan vendido 67.5 millones de PlayStation 4 en sus distintos modelos desde que se pusiera a la venta hace tres años, una mejora de 4.2 M, y más que las 3.3 M vendidas en el T2 del año. También ha mejorado las ventas de la división de Comunicaciones Móviles, en un 1.9 %, aunque le ha supuesta unas ligeras pérdidas de 22 M$. La división de Productos y Soluciones de Imagen, encargada de fabricar los sensores para las cámaras y que tan buenos resultados le está dando a la compañía, ha visto aumentar sus ingresos y beneficios y 15.8 % y un 27 % respectivamente.

La división de Entretenimiento y Sonido del Hogar también aumenta un 28.1 % y 38.9 % sus ingresos y beneficios, mientras que la de Semiconductores aumenta ingresos un 17.9 % y pasa de pérdidas operativas a beneficios de 438 M$. Incluso la división de Películas aumenta ingresos un 27 % y la de Música un 37.5 %, por lo que salvo el habitual mal funcionamiento de la división de móviles, el resto de la compañía marcha viento en popa.