Si alguna vez has necesitado usar durante un breve espacio de tiempo una aplicación de Google Play pero has visto que era de pago y te ha echado para atrás, no te preocupes. Google ahora permite solicitar el reembolso de aplicaciones en las dos horas posteriores a su compra, lo cual sin duda permitirá cierta picaresca por parte de los usuarios.

El periodo de devolución hasta ahora era de 15 minutos, aunque ya se había detectado este aumento a 2 horas hace unas semanas por parte de algunos usuarios. Durante ese periodo de tiempo veréis que el botón de "comprar" de Google Play se transforma en uno de "reembolso", y pasado ese tiempo en el habitual "abrir". Pero la picaresca tiene un límite: sólo se puede pedir el reembolso de una aplicación de pago una vez. La segunda vez que la compremos tendremos que dar por bien invertido nuestro dinero en ella.

Esto también abre las puertas a que podamos probar bien los juegos antes de decidir si los conservamos o no. Con la cantidad de juegos que hay en Google Play, me molesta mucho gastarme aunque sea 1 euro en un juego, decirme durante los primeros minutos "oye, pues mola", y pasados esos 15 minutos decirme para mis adentros: "pero vaya mierda de juego". Seguro que esta situación os sonará.

Sé que los hispanos somos bastante más pícaros en este tipo de temas que los anglosajones, pero me da que este periodo de gracia tan amplio no va a durar mucho tiempo y que próximamente Google lo reducirá.

Vía: PC World.