El éxito de Grand Theft Auto V se centra sobre todo en su modo en línea, GTA Online. Gracias a él, Rockstar sigue vendiendo copias del juego como churros, y tres años después de ponerse a la venta ha alcanzado unas ventas de 75 millones de copias, cinco millones más que hace tres meses.

Es un juego que además no ha variado mucho de precio, estando sobre los 50 euros para la versión PC en versión física —o su PVPR de 60 euros en Steam—, por lo que parece todavía más curioso que se siga vendiendo tanto. Si no fuera por, como he dicho, el modo en línea que sigue recibiendo continuas actualizaciones de manera gratuita. A Rockstar al menos le está rentando este modelo de ventas.

El resto de juegos distribuidos por Take-Two Interactive han tenido un éxito irregular. Civilization VI no ha conseguido demasiado tirón, y ha alcanzado las 1.5 millones de copias vendidas. NBA 2K17 ha llegado a las 7 millones de copias, y Mafia 3 a las 5 millones. La compañía tuvo en e 4T de 2016 unos ingresos de 476.5 M$ con unas pérdidas de 29.8 M$, 240 M$ procedió de contenido digital, con un aumento del 39 % del contenido descargable y monedas virtuales.

Vía: EnGadget.