Philips ha anunciado un nuevo monitor, 328P6VUBREB, que incluye un panel de 31.5 pulgadas con resolución de 3840 × 2160 píxeles tipo VA con 400 nits de brillo y un contraste estático 3000:1, refresco de pantalla de 60 Hz y un tiempo de respuesta de 4 ms. Dispone de calidad de color de 10 bits con una ΔE inferior a 2, de alta uniformidad de color, y que cubre el 116 % de la escala de color NTSC, 138 % de la sRGB, 98 % de la DCI-P3, y un 100 % de la BT. 709

La compañía indica que es compatible con HDR, y específicamente con HDR10, con certificado Display HDR 600 por lo que el brillo máximo del panel llegará a los 600 nits cuando se muestren imágenes de alto rango dinámico. Dispone de dos altavoces de 3 vatios, y en cuanto a la ergonomía se puede ajustar en altura +180mm, pivotar 90º, inclinación –5 a 20º, y girar entre –170º y 170º.

La conectividad incluye un DisplayPort 1.4, dos HDMI 2.0, y un USB tipo C compatible con DisplayPort, carga de hasta 60 W y datos, usado para los cuatro USB 3.0 que incluye también —uno de ellos con carga rápida—. Adicionalmente, incluye un RJ-45 para proporcionar conectividad Ethernet al equipo conectado por USB tipo C. El monitor dispone de reducción de luz azul y tecnología antiparpadeos.

Su precio es de 639 euros y se pone a la venta en noviembre.