Phanteks ha presentado un nuevo modelo de su caja Evolv mATX. Es una caja que, a pesar del nombre, no es pequeña, ya que tiene 230 x 400 x 453 mm (an. x pr. x al.), y tiene un peso de 9 kg. La estructura está hecha de acero e incluye paneles de aluminio para un acabado superior.

Dispone de tres posiciones para ventiladores de 120 mm en el frontal o dos de 140 mm, dos de 120/140 mm en la parte superior y uno de 120/140 mm en la parte posterior. Se incluye de serie uno de 140 mm posterior y otro delantero. La fuente está separada del resto del equipo en su propio compartimento, y la caja dispone de diversos filtros de polvo, y está adaptada para incluir refrigeración líquida en las distintas posiciones de ventilador.

La altura máxima del disipador de la CPU es de 192 mm, la longitud de la tarjeta gráfica de 319 mm y de la fuente es de 216 mm. En el frontal, escondido tras una tapa, se encuentran dos USB 3.0, dos conectores de audio de 3.5 mm, el botón de reinicio y un regulador de la tira de ledes RGB opcional que se puede instalar en la caja.

Estará disponible en colores negro, gris y plata, por un precio de 130 dólares.

Vía: TechPowerUp.